Evo Morales volvió de Venezuela y no cumplió con el aislamiento obligatorio por coronavirus

LA NACION
·2  min de lectura

Tras haber regresado a Buenos Aires desde Venezuela, el expresidente de Bolivia Evo Morales visitó ayer la sede de la exESMA y no acató el decreto presidencial que obliga a quienes regresan del exterior a cumplir el Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio por un plazo de quince días por la pandemia de coronavirus.

El líder del Movimiento Al Socialismo (MAS) viajó a la ciudad venezolana de Caracas hace una semana, tras los resultados electorales en Bolivia y a los pocos días viajó de vuelta a Buenos Aires.

Según difundió la propia Secretaría de Derechos Humanos de la Nación, Evo Morales recorrió las instalaciones del museo de la exESMA junto al titular de esa cartera, Horacio Pietragalla Corti. También participó de ese recorrido el ministro de Cultura, Tristán Bauer. Morales difundió la visita en su cuenta de Twitter.

"Queríamos que conozcan el sitio ESMA, así podíamos explicarles mejor por qué la Argentina tomó la posición de repudio al golpe de Estado en Bolivia y por qué fue tan fraternal en la acogida a cada uno de los hermanos y hermanas bolivianas", afirmó Pietragalla Corti en un comunicado oficial.

Morales fijó domicilio en la Ciudad de Buenos Aires y, por ende, dijeron desde la Dirección Nacional de Migraciones ante la consulta de LA NACION, es competencia de las autoridades porteñas la aplicación del control sobre el cumplimiento de las medidas sanitarias.

Morales había aludido a través de su cuenta de Twitter, precisamente, al rebrote de casos de coronavirus en Europa, un escenario al cual se refirió con preocupación. Pero los movimientos del líder del MAS arrojan que no cumplió con lo que impuso el decreto presidencial firmado por Alberto Fernández. Con el fin de corroborar si se sometió al testeo de Covid-19, o si fue exceptuado por algún motivo de cumplir con el ASPO, LA NACION intentó, sin éxito, comunicarse con Evo Morales.

En una entrevista con la edición en español de BBC, Morales confirmó hoy que regresará a Bolivia el 11 de noviembre, después de la asunción de Luis Arce, y que no ocupará ningún cargo público.