Eugenio, el perrito que esperaba ser adoptado, pero lo dejaron plantado

·2  min de lectura
Foto: Facebook vía Melody Patitas
Foto: Facebook vía Melody Patitas

La asociación Melody Patitas, que se encuentra en Tampico, Tamaulipas, denunció por medio de su cuenta de Facebook que una familia ya había realizado los trámites de adopción de un perrito llamado Eugenio, sin embargo, el día que iban a pasar por él para llevarlo a su hogar, les llamaron para avisarles que ya no lo querían.

En su publicación, mencionan: "¡dejaron a Eugenio vestido y alborotado!", y luego narraron que el pasado 26 de septiembre realizaron una campaña de adopción, ese día una mujer identificada como Alondra ‘N’ les dijo que tenía la intención de darle un hogar al can, así que ellos la citaron en el albergue.

En su post, indican que para realizar el trámite invirtieron tiempo y dinero de traslados: "la atendimos, le dedicamos a la señora una hora y media de tiempo, posteriormente nos proporcionó su domicilio y fuimos a ubicarlo, ese día fue una hora de tiempo de ida y vuelta, más la gasolina de la camioneta. En todo momento estuvimos comunicándonos con ella y siempre le preguntamos si estaba de acuerdo en la adopción, siempre dijo que sí. Seguimos invirtiendo tiempo, dinero y gasolina, nos dijo que se lo lleváramos el fin de semana".

Sin embargo, los planes cambiaron, pues el 6 de octubre Alondra N les llamó para decirles que iba a recibir a Eugenio después de las 18:00 horas, por lo que, de prisa, se puso a bañarlo, a recortarle las uñas y a preparar su cartilla de vacunación. Una hora después, recibió una llamada de la mujer: "me dice que siempre no va a adoptarlo, porque resulta que al platicarlo con su mamá ella le dijo que siempre mejor no. Siempre a los adoptantes se les dice que toda la familia debe de estar de acuerdo, tuvo 10 días para decir que la adopción no sería posible, así es que el pobre Eugenio se quedó vestido y alborotado, bañadito y perfumado".

Finalmente expresaron que no estaban molestos porque no lo adoptaran, sino por su falta de seriedad: "creen que, porque son callejeritos y de un albergue, les hacen el fuchi, creen que las personas que ayudamos a los animalitos tenemos el tiempo del mundo, que nos pagan por ayudar a los callejeritos, que nos llueve apoyo económico y en especie, no, nunca ha sido así, siempre tenemos que batallar para salir adelante con los casos y con los perritos que buscan hogar".

Así que ahora Eugenio sigue buscando un hogar, al igual que muchos otros perros que se encuentran en el albergue.

Según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) en el 2019 habían más de 25 millones de perros en situación de calle.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

El peor lugar para robar era este billar, porque los clientes se defendieron

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.