EU se compromete a presionar al mundo entero para reducir la dependencia del carbón

Newsweek México
·2  min de lectura

“ESTADOS UNIDOS presionará a todas las naciones para que reduzcan la dependencia del carbón”, dijo el lunes el secretario de Estado, Antony Blinken, advirtiendo que “no nos quedará mucho mundo” sin un liderazgo más fuerte de Washington sobre el cambio climático.

“Nuestros diplomáticos desafiarán las prácticas de los países cuya acción, o inacción, nos está haciendo retroceder”, afirmó Blinken en un discurso antes de la cumbre climática del presidente Joe Biden a finales de esta semana, según extractos anticipados.

“Cuando los países continúen dependiendo del carbón para una cantidad significativa de su energía, o inviertan en nuevas fábricas de carbón, o permitan una deforestación masiva, escucharán a Estados Unidos y nuestros socios sobre lo dañinas que son estas acciones”, subraya en su texto.

A medida que el gobierno de Estados Unidos vuelve a entrar en la lucha climática global, el presidente Biden está convocando esta cumbre al principio de su presidencia para garantizar una estrecha coordinación con los actores clave de la comunidad internacional en los niveles más altos de gobierno, dijo Blinken.

También lee: El COVID-19, el cambio climático y la crisis

“Esta cumbre tiene como objetivo preparar al mundo para el éxito en múltiples frentes mientras trabajamos para abordar la crisis climática, incluidas las reducciones de emisiones, las finanzas, la innovación y la creación de empleo, y la resiliencia y la adaptación”.

El carbón es la forma de energía más sucia, pero también un tema político especialmente delicado tanto en China, el mayor emisor de gases de efecto invernadero del mundo, como en Estados Unidos.

China, a pesar de su promesa de volverse neutral en carbono para 2060, ha avanzado en la construcción de plantas de carbón.

Estados Unidos bajo el reciente mandato del expresidente republicano Donald Trump abandonó el acuerdo climático de París al declararse campeón de los mineros del carbón, aunque la demanda de carbón ha seguido cayendo en su país.

En el discurso en Annapolis, Maryland, Blinken dijo que Estados Unidos tomaría medidas por sí mismo y no veía el clima simplemente “a través del prisma de las amenazas”.

“Si Estados Unidos no lidera al mundo en cuanto a abordar la crisis climática, no nos quedará mucho disponible del mundo”, expresó. N