Etiopía: Aumentan los combates entre las fuerzas federales y los rebeldes de Tigré

·1  min de lectura

El Gobierno etíope anunció que llevaría a cabo operaciones contra objetivos "militares" en la región de Tigray, controlada por las autoridades rebeldes, dos días después de que se rompiera la tregua entre ambas partes que llevaba cinco meses.

La aviación de Etiopía bombardeó este viernes Mekele, la capital de la región de Tigré, dejando al menos cuatro personas muertas y nueve heridas, según informaron autoridades rebeldes y fuentes humanitarias.

El gobierno informó en un comunicado que "aunque el gobierno federal sigue completamente preparado para discutir incondicionalmente, llevará a cabo acciones contra las fuerzas militares (...) que se oponen a la paz" y pide a "las personas que viven en la región de Tigray que se mantengan alejadas de las áreas que albergan equipos militares o instalaciones de entrenamiento".

Según Kindeya Gebrehiwot, un portavoz de los rebeldes del Tigré, en el ataque de las fuerzas federales "un avión (...) lanzó bombas en una zona residencial y un jardín de infancia en Mekele". Dos fuentes humanitarias indicaron haber sido informadas de un ataque aéreo en Mekele, sin dar detalles ni balances. Sin embargo, el gobierno etípe asegura que sus ataques solo se centran en objetivos militares.

Se rompe la tregua

El norte de Etiopía volvió a ser escenario de combates entre las fuerzas federales y los rebeldes de Tigré este miércoles, rompiendo con la tregua pactada por ambas partes hace cinco meses.

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, dijo estar "profundamente chocado y entristecido" por la vuelta a la violencia y llamó "firmemente a un cese inmediato de las hostilidades y la reanudación de las conversaciones de paz" entre el gobierno y los rebeldes.

Con AFP


Leer más sobre RFI