Estudiantes de La Plata lanza su propia marca de ropa: "Es un gran negocio"

Buenos Aires, 17 dic (EFE).- El club argentino Estudiantes de La Plata lanzará en enero de 2022 su propia marca de ropa deportiva. Martín Carbonari, el directivo a cargo del proyecto, aseguró en diálogo con Efe que el rubro de la indumentaria deportiva puede ser "un gran negocio" para los clubes.

Ante la inminente finalización del contrato con Under Armour, el equipo ganador de cuatro Copas Libertadores, que a lo largo de los años vistió camisetas de Adidas, Topper o Umbro, decidió rechazar las propuestas de las grandes marcas tradicionales y lanzar la suya, Ruge.

"Realmente ninguna oferta nos convencía. Mateu Sports, que es una cadena de locales de deportes de la ciudad de La Plata, nos acercó la oferta para encarar el desarrollo de una marca propia y nos pareció muy convincente la propuesta por cómo estaba el mercado", sostuvo Carbonari en una videollamada con Efe.

"Con este tipo de decisiones los clubes ganamos posicionamiento de imagen de marca. Tener una marca propia no solamente te permite trabajar el fútbol sino la totalidad de las disciplinas de la institución. Y después, es un gran negocio el negocio de la indumentaria deportiva. Consiguiendo un socio estratégico, como tenemos nosotros, que te acompañe sobre todo con la etapa de inversión y seguimiento de producción, realmente se pueden obtener unos muy buenos resultados económicos", añadió el directivo.

Carbonari cree que en el corto plazo otros clubes podrían optar por una decisión similar porque tener una marca propia puede ser "muy beneficioso" para las instituciones si se cuenta "con el socio indicado".

"Hoy las marcas, en el mercado, prácticamente no ofrecen regalías de ventas. Simplemente lo que te ofrecen es una cantidad determinada de prendas y hasta ahí llega el acuerdo, después vaya bien o mal la venta el club no recibe absolutamente nada. Hay que cambiar un poco esa lógica. Quizás no pasa con Boca o con River, pero al resto de los clubes generalmente la oferta es solo por una cantidad determinada de prendas", indicó.

"Otra cosa importante es que al abrir la posibilidad de tener una marca deportiva podés satisfacer otras necesidades del mercado que no tengan que ver con el club. Una marca neutra, deportiva obviamente, te abre un sinfín de posibilidades. No todos los clubes lo pueden afrontar, nosotros tenemos una comisión directiva con perfiles profesionales muy variados", resaltó.

Carbonari contó que Estudiantes de La Plata, que está clasificado para la fase previa de la Copa Libertadores de 2022, recibió "varias" propuestas de marcas deportivas tradicionales y que analizaron "cinco", pero que finalmente decidieron rechazarlas para crear Ruge junto a Mateu Sports.

Pero Estudiantes no solo lanza Ruge para vestir a sus jugadores y jugadoras, también pretende incursionar en el mercado de la indumentaria deportiva. "Es importante marcar que Ruge es una marca deportiva. Muchas veces en estos tipos de proyectos se habla de la marca propia del club y entonces se entiende como que va a ser simplemente hacer la indumentaria institucional, y acá vamos más allá. Vamos más allá de eso, es la creación de una marca deportiva, tiene que estar bien claro. Y también está la posibilidad de vestir a otras instituciones, pueden ser de fútbol o no", concluyó.

Sebastián Meresman

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.