"No hay estrategia de seguridad, ni con fuerzas armadas ni sin ellas"

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 22 (EL UNIVERSAL).- Luego de que fuera retirado el dictamen que propone ampliar hasta el 2028 la presencia de las Fuerzas Armadas en labores de seguridad pública y que regresara a comisiones, este miércoles en "Con los de Casa" la investigadora del CIDE, Catalina Pérez Correa, opinó al respecto.

En una nueva emisión, los colaboradores de esta casa editorial, Maite Azuela, Héctor de Mauleón y Juan Pablo Becerra-Acosta, moderados por el Director General Editorial de EL UNIVERSAL, David Aponte, conversaron sobre el tema: "Militarización concentrada en la 'politiquería' y... ¿la estrategia?".

Al respecto, Maite Azuela señaló que la estrategia de la Guardia Nacional es fallida y "no solo seguimos en el mismo debate, sino que desafortunadamente tenemos peores consecuencias".

Sobre los resultados de dicha estrategia, Juan Pablo Becerra dijo que "los resultados no son buenos si los medimos respecto a los homicidios dolosos [...] no hay un decenso notable". Los homicidios dolosos "no van a bajar, está roto el tejido social", aseguró el columnista.

Señaló que el expresidente Enrique Peña Nieto intentó desligarse de la estrategia que implentó Felipe Calderón, frente a las cifras de violencia. "El Presidente de la República no tenía idea de lo que sucedía con la inseguridad", aseguró Juan Pablo Becerra.

Por su parte, Catalina Pérez Correa opinó que "hay que hacer frente a la emergencia, sin tergiversar la realidad". Además "el uso de militares debería ser una excepción, no una regularidad", señaló.

Maite Azuela mencionó que en el actual gobierno "Se cerraron muchas puertas y muchos canales de comunicación en donde en el sexenio de Felipe Calderón y de Enrique Peña Nieto existía la posibilidad de dialogar con todos los legisladores".

Al asegurar que no existe una estrategia de seguridad, Mayte Azuela argumentó que "La Guardia Nacional es un invento del presidente Andrés Manuel López Obrador". "No hay estrategia de seguridad ni con fuerzas armadas, ni sin ellas", puntualizó.

Juan Pablo Becerra coincidió con la opinión de Mayte Azuela al asegurar que no hay una estrategia de seguridad y no la ha habido en 16 años, desde los anteriores sexenios. "Esas leyes que el presidente de la República aprobó son inconstitucionales, no van a pasar en la corte porque no va a haber ninguna reforma constitucional".

"La presencia de las fuerzas armadas en el muy corto plazo sirve, pero no resuelve los problemas", precisó Becerra Acosta.

Sobre el futuro de las reformas, Catalina Pérez Correa opinó que "se va a aprobar porque los militares siguen haciendo estas labores, porque nadie quiere hacer el trabajo y porque estamos metidos en una espiral de la que no podemos salir".

"Hay un problema legal de competencias y una gran brecha de los que sucede en la realidad y lo que estipula la Constitución y las leyes", señaló la investigadora.

"El tema es muy importante para que nos estemos preocupando de ellos", dijo Juan Pablo Becerra sobre los políticos entorno a la reforma. "Siempre han operado en politiquería, pensando en las siguientes elecciones", señaló.

Y reiteró que no se tiene certeza en lo que necesita México, porque no hay un diagnóstico claro de la realidad actual. "Estamos en graves problemas porque no tenemos un diagnóstico claro de lo que estamos viviendo".

Para concluir, Maite Azuela dijo que "si hay un presidente que llevó a la ley de la Guardia Nacional facultades muy invasivas de las libertades y de los derechos de los mexicanos es Andrés Manuel López Obrador".

Juan Pablo Becerra concluyó diciendo que "cualquier violación a los derechos humanos (por parte de las Fuerzas Armadas) hay que denunciarlas, no es permisible, es inadmisible y no es tolerable".

Mientras tanto, Catalina Pérez sentenció "Estamos armando un aparato estatal que en manos de una personas que lo quiera usar mal es terrible".