Este vestido inteligente detecta cuándo manosean a una mujer… ¡y ocurre muchas veces!

Todas las mujeres del mundo que han ido a una discoteca han sido tocadas en alguna ocasión sin permiso, un comportamiento que en muchos casos puede ser considerado una forma más de acoso. La pregunta es: ¿una misma persona lo sufre varias veces en la misma noche?

Para comprobar la realidad de esta incómoda situación, Schweppes ha llevado a cabo un interesante experimento para calcular cuántas veces exactas es manoseada una chica que pasa unas horas en una discoteca de Brasil.

[Te puede interesar: La publicidad más sencilla del mundo que sirve para salvar vidas]

Para conseguir este dato recurrieron a la tecnología, creando un vestido con sensores que envía información a un ordenador cada vez que se toca. Pero no solo eso, también colocaron cámaras en el local para inmortalizar lo que había ocurrido en cada caso y comprobar si efectivamente se trataba de un tocamiento no permitido.

El resultado de su estudio no puede ser más revelador. Las tres chicas que llevaron esta prenda fueron manoseadas 157 veces en algo menos de 4 horas. Es decir, una cifra realmente escandalosa que refleja lo que supone salir por la noche para una mujer y lo que tiene que soportar.

Con esta acción, la marca no solo busca concienciar sobre el acoso sino también invitar a la gente a ligar con elegancia, con inteligencia, con sentido del humor, con estilo. Es decir, totalmente al revés de lo que se ve en el vídeo.

La mujer no es un animal que deba ser acorralado para ser capturado“, denuncia una de las protagonistas del experimento. Por escandaloso que parezca, en pleno siglo XXI todavía hay que recordarlo con acciones como ésta.

Imagen de la campaña