Estalló la pelea en Juntos por el Cambio por la jefatura de los bloques en Diputados

·4  min de lectura
Mauricio Macri, Alfredo Cornejo, Patricia Bullrich, Maximiliano Ferraro y Horacio Rodríguez Larreta, en la mesa nacional de Juntos por el Cambio
Mauricio Macri, Alfredo Cornejo, Patricia Bullrich, Maximiliano Ferraro y Horacio Rodríguez Larreta, en la mesa nacional de Juntos por el Cambio

El enfrentamiento que estalló al interior de Juntos por el Cambio por el liderazgo del espacio opositor con vistas a 2023 se trasladó al Congreso. En la Cámara de Diputados, los “halcones” y las “palomas” se lanzaron a la puja por ocupar las jefaturas de sus respectivos bloques para, así, posicionarse mejor en la crucial disputa por la presidencia.

En el radicalismo, el senador nacional Martín Lousteau decidió darle pelea por el liderazgo del partido a Gerardo Morales, gobernador de Jujuy, y lo que considera la vieja guardia del espacio. Para ello encomendó al diputado Emiliano Yacobitti, uno de sus colaboradores más fieles, a que intente destronar al cordobés Mario Negri de la jefatura del bloque de diputados radicales. El desafío está planteado y ambos iniciaron una frenética búsqueda de voluntades dentro del bloque para alcanzar la mayoría en la votación.

El relanzamiento del Gobierno reabre las diferencias en el Frente de Todos

Yacobitti, como Lousteau, están convencidos de que se acabó el tiempo de los liderazgos verticales y de las decisiones “impuestas a dedo” por parte de la cúpula partidaria. Aseveran que las nuevas figuras que asoman en la UCR-como la de Martín Tetaz en la Capital, o la de Rodrigo De Loredo en Córdoba- están validadas por el voto de la gente en las primarias, no por decisión antojadiza de los caciques partidarios.

“A diferencia de lo que pasó en 2017 y en 2019, la mayoría de los diputados que va a ingresar a la Cámara en esta etapa vienen de ganar una PASO y una elección general. Cada uno tiene más peso propio que los que eran elegidos -como antes- a dedo o en una mesa de negociación. Nosotros creemos que la discusión de los espacios dentro del bloque debe ser más horizontal”, explicó Yacobitti a LA NACION.

Martín Lousteau respaldó a Facundo Manes e indicó que "no hay discusiones internas" dentro de Juntos por el Cambio
Martín Lousteau respaldó a Facundo Manes e indicó que "no hay discusiones internas" dentro de Juntos por el Cambio


Martín Lousteau respaldó a Facundo Manes e indicó que "no hay discusiones internas" dentro de Juntos por el Cambio

“Nosotros queremos trasladar eso a las Cámaras. No podemos tener un partido que sea un club de amigos, donde tenga más importancia quien está hace más tiempo. La prioridad la tienen que tener los que van a disputar en el territorio”, insistió.

Negri, viejo batallador en estas lides, no le escapará al desafío. El cordobés, cercano a Morales, ya dejó trascender que no quiere continuar como jefe del interbloque de Juntos por el Cambio sino que su mayor interés es permanecer como jefe del bloque de diputados radicales. Dicha bancada contará, a partir del 10 de diciembre próximo, con 46 miembros.

“Si tengo la confianza de mis pares quiero seguir siendo presidente del bloque de la UCR. No es mi prioridad ser presidente del interbloque, que es un coordinador entre todos los demás presidentes de bloque”, anticipó el cordobés.

La pelea en Pro

La jefatura del interbloque de Juntos por el Cambio se resolverá entre los presidentes de las tres bancadas que integran el espacio: Pro, la UCR y la Coalición Cívica. Uno de los nombres que trascendieron para ocupar ese lugar es el de Cristian Ritondo, actual jefe del bloque de Pro. Esta bancada, con 47 integrantes, será la más numerosa dentro del conglomerado opositor.

Ritondo aspira a mantener su puesto con la venia de Horacio Rodríguez Larreta, pero Patricia Bullrich, una de las adalides del sector duro dentro de Juntos por el Cambio, pretende que se abra el juego.

Larreta y Bullrich viven momentos de tensión
Larreta y Bullrich viven momentos de tensión


Larreta y Bullrich viven momentos de tensión

La exministra de Seguridad de Mauricio Macri y actual presidenta de Pro se siente envalentonada por el buen desempeño que tuvo su espacio en el interior del país; ella fue la encargada de articular la estrategia proselitista en las distintas provincias y, con el resultado de las urnas en la mano, le reprocha a Rodríguez Larreta -uno de los exponentes del sector moderado- no haber cumplido con las expectativas electorales en la Capital y Buenos Aires.

Bullrich plantea ahora que haya una integración equilibrada entre “duros” y “moderados” en los espacios de poder de la Cámara de Diputados. “La gente votó que haya límites claros al Gobierno y esto tiene que quedar reflejado en el liderazgo de los bloques”, insiste Gerardo Millman, diputado electo e incondicional de Bullrich.

Millman le llevó el planteo a Ritondo; sin embargo, las negociaciones no prosperan. Bullrich desconfía de la fluida relación entre Ritondo y Sergio Massa, presidente de la Cámara baja. Elisa Carrió, líder de la Coalición Cívica, guarda las mismas sospechas; teme que, por moderado y dialoguista, Juntos por el Cambio caiga en una trampa del oficialismo.

Lo cierto es que la principal bancada opositora tendrá una nueva configuración con el recambio legislativo. Emilio Monzó ya anticipó que conformará su propio bloque y espera sumar a Rogelio Frigerio, por ahora reticente. Ricardo López Murphy también hará rancho aparte, al igual que Claudio Poggi, de San Luis. Eso sí, todos bajo el paraguas de Juntos por el Cambio.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.