Estados Unidos espera hallar áreas de cooperación con China y Rusia en la ONU

Agencia EFE
·2  min de lectura

Naciones Unidas, 1 mar (EFE).- El Gobierno estadounidense de Joe Biden espera encontrar áreas de cooperación con Rusia y con China en Naciones Unidas tras las tensas relaciones mantenidas sobre todo con Pekín bajo la anterior Administración, según aseguró este lunes la nueva embajadora de EEUU en la ONU, Linda Thomas-Greenfield.

La diplomática, que asumió el cargo la semana pasada, insistió en una conferencia de prensa en que Estados Unidos va a buscar el diálogo y dejar atrás el unilateralismo de la era de Donald Trump.

Según Thomas-Greenfield, EE.UU. quiere volver a comprometerse con el resto del mundo, restablecer sus alianzas y "liderar dando ejemplo" en la escena internacional.

Preguntada sobre las posibilidades de cooperación con China, la nueva embajadora estadounidense reconoció que la relación es "muy compleja" y que hay varios ámbitos con diferencias muy profundas, principalmente el de los derechos humanos.

"Pero hay áreas en las que habrá momentos en los que esperamos trabajar con China de forma cooperativa", señaló Thomas-Greenfield, poniendo como ejemplo la lucha contra el cambio climático.

Con Rusia admitió que también existen "diferencias", pero se mostró esperanzada en poder colaborar, especialmente en el ámbito del mantenimiento de la paz en el Consejo de Seguridad.

En los últimos años, el máximo órgano de decisión de la ONU se ha visto bloqueado en numerosas cuestiones por el choque entre Rusia y China y Estados Unidos, todos con poder de veto.

Thomas-Greenfield ocupa durante el mes de marzo la Presidencia de turno del Consejo y presentó este lunes el programa de trabajo preparado por su país.

En él destaca una reunión que se organizará el próximo día 16 para abordar crisis de hambre consecuencia de conflictos armados, como las que se dan ahora mismo en Yemen y Etiopía.

Además, Thomas-Greenfield dijo que espera incluir cuanto antes un encuentro sobre Birmania en la agenda del Consejo de Seguridad, tras haber discutido ya de forma bilateral con el resto de embajadores sobre el golpe protagonizado por los militares.

Al respecto, apuntó que por el momento el embajador birmano ante la ONU, Kyaw Moe Tun, sigue siendo el representante oficial del país ante la organización, un extremo que confirmó este lunes Naciones Unidas, pues no ha recibido ninguna notificación sobre su reemplazo.

La junta militar birmana anunció la destitución del diplomático, nombrado por el Gobierno derrocado, después de que el viernes éste pidiese en un discurso frente a la Asamblea General de la ONU medidas contundentes para terminar con el gobierno militar.

(c) Agencia EFE