Estados Unidos: aumenta la tasa de hospitalizaciones de chicos con Covid-19, según estudios de los CDC

·5  min de lectura
En Estados Unidos se dispararon las hospitalizaciones pediátricas por Covid-19
Getty Images

NUEVA YORK- Según dos nuevos estudios de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), durante el actual verano boreal, en Estados Unidos se dispararon las hospitalizaciones pediátricas por Covid-19, al ritmo de la propagación de la supercontagiosa variante delta.

Desde fines de junio hasta mediados de agosto, las tasas de hospitalización de niños y adolescentes en Estados Unidos casi se quintuplicaron, aunque siguen un poco por debajo del pico de enero, señala uno de los nuevos estudios.

La joven que fue asesinada por usar unos jeans

De todos modos, la vacunación tuvo un impacto significativo. Los investigadores determinaron que durante la ola de contagios de estos últimos meses, la tasa de hospitalización fue 10 veces mayor entre los adolescentes no vacunados que entre aquellos que sí estaban vacunados. Según un segundo estudio, en los estados con las tasas de vacunación más bajas, las internaciones en hospitales pediátricos casi cuadruplicaron los ingresos registrados en los estados con las tasas de vacunación más altas.

Publicados el viernes, los estudios no ofrecen respuestas claras sobre si la variante delta causa cuadros más graves en los niños que las versiones anteriores del virus. El aumento de las hospitalizaciones pediátricas también podría deberse a la elevada contagiosidad de la variante.

Jonathan Pagliarulo, de 11 años, se somete a una prueba diagnóstica de COVID-19, el lunes 9 de agosto de 2021, en North Miami
Jonathan Pagliarulo, de 11 años, se somete a una prueba diagnóstica de COVID-19, el lunes 9 de agosto de 2021, en North Miami


Jonathan Pagliarulo, de 11 años, se somete a una prueba diagnóstica de COVID-19, el lunes 9 de agosto de 2021, en North Miami

De hecho, un estudio concluyó que para fines de junio y en julio, cuando la variante delta pasó a ser predominante en Estados Unidos, la proporción de niños hospitalizados con enfermedades graves no se había modificado.

Las tasas reportadas en los estudios de los CDC se basan en datos de dos sistemas nacionales de monitoreo que incluyen las internaciones pediátricas totales en 49 estados y en Washington D.C.

En uno de los estudios, los investigadores concluyeron que desde julio, la tasa de nuevos casos de coronavirus aumentó entre los adolescentes de 17 años y menores, al igual que las visitas a las guardias y los ingresos a los hospitales.

¿Hace falta que la Unión Europea tenga su propio ejército? El retiro de Afganistán reaviva una vieja polémica

Vemos que está aumentando la asistencia a las guardias, el número de casos y de las hospitalizaciones”, dice el doctor David Siegel, del Cuerpo Comisionado del Servicio de Salud Pública de Estados Unidos y autor principal del estudio. “Quizá la variante delta es más severa o más contagiosa, o el aumento podría estar relacionado con otros factores, como el uso de barbijo.”

El estudio también determinó que en los estados donde las tasas de vacunación son más bajas, las visitas de emergencia a las guardias pediátricas por Covid-19 y las hospitalizaciones de niños eran tres veces más altas que en los estados con elevadas tasas de vacunación, lo que subraya la importancia de la inoculación en toda la comunidad para proteger a los niños. El estudio menciona otros factores importantes que podrían incidir en las diferencias regionales, como el uso de barbijos y las medidas de distanciamiento social.

Francesca Anacleto, de 12 años, recibe su primera dosis de la vacuna de Pfizer contra el COVID-19 aplicada por el enfermero Jorge Tase en Miami Beach
Francesca Anacleto, de 12 años, recibe su primera dosis de la vacuna de Pfizer contra el COVID-19 aplicada por el enfermero Jorge Tase en Miami Beach


Francesca Anacleto, de 12 años, recibe su primera dosis de la vacuna de Pfizer contra el COVID-19 aplicada por el enfermero Jorge Tase en Miami Beach

El mes pasado, con el aumento de los casos de la variante delta, la incidencia de Covid-19 en niños aumentó en comparación con principios del verano boreal y llegó a 16,2 casos cada 100.000 niños de 4 años o menos; 18,5 casos cada 100.000 niños de entre 5 y 11 años, y 32,7 casos cada 100.000 adolescentes de entre 12 y 17 años.

Esas cifras representan un aumento brusco en comparación con junio, cuando se registraron 1,7 casos cada 100.000 niños de 4 años o menos, 1,9 casos cada 100.000 niños de entre 5 y 11 años, y 2,9 casos cada 100.000 adolescentes de entre 12 y 17 años. Sin embargo, las cifras son más bajas que el pico de casos en niños registrado en enero.

Los países de América Latina que se anticiparon a la ola delta y empezaron a aplicar la tercera dosis

Según el estudio de los CDC, entre agosto de 2020 hasta junio último, la proporción de pacientes de Covid-19 menores de 17 años que ingresaron en unidades de cuidados intensivos variaron entre 10% y 25%, y rondaron el 20% en julio de 2021.

En un segundo estudio, los investigadores analizaron datos de la red de vigilancia COVID-NET, que incluye información sobre hospitalizaciones en 99 condados en 14 estados.

Los investigadores determinaron que durante el transcurso de la pandemia –o desde el 1º de marzo de 2020 hasta el 14 de agosto de 2021– hubo 49,7 hospitalizaciones por Covid-19 cada 100.000 niños y adolescentes.

Dorah Cerisene, de 9 años, se somete a una prueba diagnóstica para detectar el COVID-19, el martes 31 de agosto de 2021, en North Miami, Florida.
Dorah Cerisene, de 9 años, se somete a una prueba diagnóstica para detectar el COVID-19, el martes 31 de agosto de 2021, en North Miami, Florida.


Dorah Cerisene, de 9 años, se somete a una prueba diagnóstica para detectar el COVID-19, el martes 31 de agosto de 2021, en North Miami, Florida.

Pero las tasas semanales de hospitalizaciones no dejan de crecer desde julio. Durante la semana que terminó el 14 de agosto, hubo 1,4 hospitalizaciones por Covid-19 cada 100.000 niños, mientras que la cifra era de 0,3 a fines de junio y principios de julio. (La cifra sigue apenas por debajo del pico registrado en enero de 2021, con una tasa semanal de 1,5 hospitalizaciones cada 100.000 niños.)

Las tasas de hospitalización aumentaron más abruptamente entre los niños de 4 años o menos. En la semana que terminó el 14 de agosto, hubo 1,9 hospitalizaciones cada 100.000 niños en esa franja etaria, una cifra que casi decuplica la registrada a fines de junio.

En un museo: un turista abrió una caja fuerte que estuvo cerrada durante décadas

Pero debido a la limitada cantidad de datos disponibles hasta el momento, no queda claro si la variante delta afecta la cantidad de casos graves o de fallecimientos entre los niños, cifras que en cierta forma se han mantenido estables y relativamente bajas a lo largo de la pandemia.

De los niños y adolescentes hospitalizados entre el 20 de junio y el 31 de julio, el 23,2% tuvieron que ser ingresados a terapia intensiva, el 9,8% requirieron asistencia respiratoria mecánica y el 1,8% falleció. Esas cifras son prácticamente las mismas que se manejaban para los casos de niños que debieron ser hospitalizados antes de que la variante delta se volviera predominante en Estados Unidos.

Traducción de Jaime Arrambide

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.