Los Estados europeos presionan a los dirigentes de Irán

FOTO DE ARCHIVO: El presidente francés, Emmanuel Macron, pronuncia un discurso en el Palacio del Elíseo en París

Por Parisa Hafezi

DUBAI, 14 nov (Reuters) - El presidente de Francia calificó el lunes de revolución los disturbios en Irán, mientras los Gobiernos europeos planean sanciones contra la Guardia Revolucionaria iraní, aumentando la presión presión internacional contra los gobernantes clericales por su represión de las protestas.

Las protestas a nivel nacional, desencadenadas por la muerte de Mahsa Amini, detenida por la policía de la moral el 16 de septiembre, tras su arresto por "vestimenta inapropiada", constituyen uno de los desafíos más audaces a la República Islámica desde la revolución de 1979 que llevó a los clérigos al poder.

"Está ocurriendo algo sin precedentes", dijo el francés Emmanuel Macron a la radio France Inter. "Los nietos de la revolución están llevando a cabo una revolución y la están devorando".

Macron dijo que la represión por parte de los líderes iraníes haría más difícil llegar a un acuerdo para revivir el acuerdo nuclear de 2015, que aliviaría las sanciones sobre Irán a cambio de límites a su programa nuclear.

"Esta revolución cambia muchas cosas", dijo Macron. "No creo que haya nuevas propuestas que puedan hacerse ahora mismo para salvar el acuerdo nuclear".

Hablando después de reunirse con cuatro mujeres activistas iraníes en París durante el fin de semana, Macron dijo que se adoptarían más sanciones de la Unión Europea en reacción a las acciones de Teherán.

Las mujeres y los estudiantes han desempeñado un papel destacado pidiendo la caída del régimen islamista del líder supremo, el ayatolá Alí Jamenei, desafiando la dura represión de las fuerzas de seguridad.

El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores iraní criticó el sábado a Macron tras su encuentro con los activistas, calificando su postura de "vergonzosa" y de violación de las responsabilidades de Francia en la lucha contra el terrorismo.

UNA SEÑAL CLARA

La ministra alemana de Asuntos Exteriores, Annalena Baerbock, ha asegurado este lunes que las nuevas sanciones europeas incluirán medidas dirigidas al "círculo íntimo" de la Guardia Revolucionaria —la principal fuerza paramilitar encargada de proteger el sistema clerical gobernante chií— y a las estructuras de financiación.

"Aprobaremos un nuevo paquete de sanciones para enviar una señal clara a los responsables que piensan que pueden oprimir, intimidar y matar a su propio pueblo sin consecuencias", dijo antes de una reunión con otros ministros de Asuntos Exteriores de la UE en Bruselas.

Los dirigentes iraníes, que han culpado a enemigos extranjeros, entre ellos Estados Unidos, de lo que llaman disturbios, están luchando contra las protestas que reúnen a todas las clases de la sociedad, desde abogados a comerciantes, pasando por actores y deportistas.

El poder judicial iraní comunicó el domingo que una persona había sido condenada a muerte por "hacer la guerra contra Dios", que se castiga con la muerte en Irán, por incendiar un edificio gubernamental durante unos "disturbios". La justicia dijo que podía apelar el veredicto.

(Informes de Tassilo Hummel y John Irish en París, y de la redacción de Dubai; redacción de Michael Georgy; edición de Alison Williams, editado en español por José Muñoz en la redacción de Gdańsk)