Estadísticas. En 2020 hubo 48 secuestros y un rescate se pagó con bitcoins

Gabriel Di Nicola
·2  min de lectura

El joven, con problemas de adicción a las drogas ilegales, había sido contratado para pintar una casa en Pilar. Mientras hacía su trabajo descubrió dónde la familia guardaba $100.000 y el dinero. Las víctimas, en vez de hacer la denuncia, para recuperar sus ahorros decidieron secuestrar al pintor y lo tuvieron cautivo más de tres horas hasta que se pagó el rescate exigido. Todo quedó al descubierto y los autores del secuestro extorsivo fueron detenidos y procesados.

El hecho fue el único secuestro extorsivo ocurrido en la Argentina durante el mes pasado. Con el caso ocurrido en Pilar se llegó, durante 2020, a 48 hechos de este tipo de delito. Es decir, un promedio de cuatro por mes.

Así se desprende de las estadísticas oficiales difundidas por la Unidad Fiscal Especializada en Secuestros Extorsivos (Ufese), organismo a cargo del fiscal federal Santiago Marquevich. Si se compara el 2020 con el 2019, el año pasado hubo cuatro casos más que el año anterior, 48 hechos contra 44.

Los números oficiales de 2019 y 2020 están lejos de lo que sucedió en 2015, 2016, 2017 y 2018, donde hubo 294, 227, 185 y 111 secuestros extorsivos, respectivamente.

Mendoza. La historia detrás de la joven hallada después de estar diez años desaparecida

Los meses de 2020 donde hubo más secuestros extorsivos fueron julio y agosto pasados, con siete hechos. Pero hubo un caso ocurrido en octubre último que llamó la atención de los investigadores judiciales y policiales que participaron de la investigación.

El 13 de octubre pasado un supermercadista de Quilmes fue secuestrado y, en una situación inédita, los delincuentes hicieron las llamadas extorsivas desde Colombia y Venezuela y, además, exigieron un rescate en bitcoins, la criptomoneda más conocida.

La víctima estuvo cautiva cinco días hasta que su familia pagó un rescate de 60.000 dólares en bitcoins.

La investigación estuvo a cargo de la fiscal federal de Quilmes, Silvia Cavallo, funcionaria que tuvo la colaboración de la Ufese y detectives de la policía bonaerense y la Policía Federal Argentina (PFA).

Después de la liberación de la víctima se había detenido a un presunto encubridor y, a principios del mes pasado, fueron apresados otros tres sospechosos.

Según informaron a LA NACION fuentes judiciales, el juez federal de Quilmes, Luis Armella, procesó a los cuatro imputados.

"Dos de los sospechosos fueron procesados con prisión preventiva por ser considerados autores del secuestro extorsivo. Los otros imputados fueron procesados sin prisión preventiva al ser considerados encubridores del hecho", explicó una fuente judicial.

Además del caso atípico de la banda que exigió el rescate en criptomonedas, en 2020 hubo una organización criminal que, se sospecha, habría protagonizado seis secuestros. Se la conoció con la banda de la cuarentena porque los hechos fueron cometidos en medio del aislamiento social, preventivo y obligatorio (ASPO) dispuesto por el gobierno nacional para evitar la propagación del Covid-19.