Espionaje, acoso y amenazas: la historia detrás del divorcio de 750 millones de euros entre el emir de Dubai y la princesa Haya

·3  min de lectura
Mohamed bin Rashid Al Maktum y la princesa Haya de Jordania, su sexta esposa.
Mohamed bin Rashid Al Maktum y la princesa Haya de Jordania, su sexta esposa.

LONDRES.- Un tribunal inglés concedió la compensación de divorcio más alta en la historia legal del Reino Unido a la princesa Haya de Jordania, sexta exesposa del emir de Dubai, Sheikh Mohamed bin Rashid Al Maktoum, por una suma de casi 550 millones de libras (725 millones de dólares).

“Teniendo en cuenta su posición y las amenazas generales de terrorismo y secuestro a las que se enfrentan en tales circunstancias, se considera que son particularmente vulnerables y necesitan garantías de mayor seguridad en este país”, señaló el juez Philip Moor al brindar su veredicto.

La princesa Haya, ayer, al dejar un tribunal en Londres
Toby Melville


La princesa Haya, ayer, al dejar un tribunal en Londres (Toby Melville/)

El líder de 72 años deberá pagar unos 251,5 millones de libras (340 millones de dólares) a su sexta esposa, la princesa Haya de Jordania, de 47 años, y 290 millones de libras (385 millones de dólares) para cubrir el sustento de sus hijos, de 9 y 14 años de edad, así como otros gastos, entre ellos de seguridad, de acuerdo a la sentencia.

“La principal amenaza a la que se enfrentan proviene del (gobernante) mismo, y no de fuentes externas”, advirtió Moor.

La princesa Haya comenzó esta larga batalla legal en 2019 tras sufrir acoso y amenazas, y aseguró que “teme por su vida”, después de descubrir que el monarca había secuestrado a dos de sus otras hijas, según la BBC.

Sheikh Mohammed, quien terminó devolviendo a sus hijas a Dubai, negó los secuestros, a pesar de que una sentencia en 2020 aseguró “con toda probabilidad, eran ciertos”, profundizó el medio británico.

En octubre, el Tribunal Superior había determinado que el soberano autorizó a que se hackeara el teléfono de su esposa y el de sus abogados británicos. Un volumen “muy importante” de datos fueron extraídos del celular de la princesa, de unos 265 megabytes- el equivalente a 24 horas de grabación de voz o 500 fotografías.

El emir de Dubai Al-Maktoum y su sexta mujer, la princesa Haya, el año pasado, en Dubai
El emir de Dubai Al-Maktoum y su sexta mujer, la princesa Haya, el año pasado, en Dubai


El emir de Dubai Al-Maktoum y la princesa Haya en Dubái

Para eso utilizó spyware Pegasus, un software diseñado bajo licencia por la compañía NSO Group, que está únicamente autorizado para el personal de inteligencia de Estados soberanos para la lucha contra el terrorismo y el crimen organizado.

El gobernante, quien quiere obtener el retorno de sus dos hijos a Dubai, había “acosado e intimidado a la madre (de sus hijos) antes de su partida hacia Inglaterra y desde su llegada”, subrayó el magistrado, y “estaba dispuesto a tolerar que aquellos que actuasen por cuenta suya en el Reino Unido lo hicieran de manera ilegal”.

La compensación financiera acordada figura entre las más importantes hasta ahora otorgadas en el marco de un acuerdo de divorcio ante la justicia británica desde el caso de la exesposa del multimillonario ruso Farjad Ajmedov, Tatiana Ajmedova.

El juez Moor indicó que había hecho todo lo posible para acordar una suma razonable, teniendo en cuenta “la riqueza excepcional y el notable nivel de vida que disfrutaron estos niños durante el matrimonio”, explicó BBC.

“Los abogados de la princesa Haya insistieron en que ella no había hecho ningún reclamo por sus propias necesidades futuras, pero fue criticada durante las audiencias judiciales por sus generosos gastos. A su hijo, por ejemplo, de tan solo nueve años, se le han regalado tres coches caros porque ´estaba acostumbrado a que le regalaran coches´”, agregó el artículo.

Agencia AFP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.