Esperar datos oficiales de violencia, pide Durazo

Manuel Espino

CIUDAD DE MÉXICO, diciembre 4 (EL UNIVERSAL).- Pese a que la cifra de homicidios dolosos de enero a octubre rebasó a la del mismo periodo de 2018, el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), Alfonso Durazo Montaño, pidió esperar a que concluya 2019 para saber si será el año más violento del que se tenga registro.

En los primeros diez meses del año suman 29 mil 574 víctimas de homicidio y feminicidio en el país, lo que representa un incremento de 2.44%, con respecto a los 28 mil 869 casos contabilizados en enero-octubre de 2018, de acuerdo con las estadísticas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP).

"Vamos a esperar a que concluya el año para poder decir si efectivamente este 2019 es el año más violento, porque todavía no concluye", afirmó ayer el funcionario, después de presentar un informe sobre el cierre de la temporada de lluvias y huracanes.

En el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred), Durazo Montaño insistió en que se logró un "punto de inflexión" en el delito de homicidio doloso, toda vez que hubo tres meses consecutivos en los que la incidencia se reportó a la baja.

"No obstante que en algún momento vuelve a retomar su tendencia al alza, sí podemos decir que hemos logrado contener la tendencia de crecimiento de los homicidios dolosos", argumentó.

Incluso, afirmó, si se compara "la tendencia de crecimiento de 2006 a la fecha, vemos que esta línea recta, está pendiente, es mayor que los años anteriores a la pendiente de crecimiento del año 2019".