“Una esperanza de vida inaudita”: presentaron un tratamiento experimental para un tipo de cáncer avanzado y los aplaudieron de pie

·5  min de lectura
Solo en 12 de cada 100 casos un cáncer se detecta en forma precoz
El ensayo se realizó en más de 500 pacientes con cáncer de mama en estado avanzado - Créditos: @Shutterstock

NUEVA YORK.– Eran pacientes con cáncer de mama metastásico que seguía avanzando a pesar de varios demoledores ciclos de quimioterapia. Pero una droga experimental que ataca las células cancerosas con precisión láser resultó impresionantemente exitosa, desacelerando el crecimiento de los tumores y extendiendo la sobrevida de las pacientes a niveles rara vez vistos en casos de cáncer avanzado.

Alud en Bariloche: la pareja que se salvó “de milagro” segundos antes del derrumbe de barro y piedras

En nuevo estudio, que fue presentado en la convención anual de la Sociedad de Oncología Clínica de Estados Unidos y publicado el domingo en la revista New England Journal of Medicine, podría modificar la práctica médica en estos casos, señalan los especialistas en cáncer.

“Esto fija un nuevo estándar de tratamiento”, dice Eric Winer, especialista en cáncer de mama, director del Centro Yale contra el Cáncer y presidente de la Sociedad de Oncología Clínica norteamericana, quien no participó del estudio. Winer agrega que los resultados “son cruciales para un enorme número de pacientes”.

El ensayo clínico se enfocó en una proteína mutante en particular, la HER2, la villana que tienen en común el cáncer de mama y otros tumores. Las drogas que bloquean la HER2 han sido sorprendentemente efectivas en el tratamiento de cánceres mamarios muy colonizados por esta proteína, haciendo que los casos de cáncer de mama HER2-positivo pasen de tener un pésimo pronóstico al permitir vislumbrar un panorama más alentador.

Pero los casos HER2-positivo representan apenas entre el 15% y el 20% de los cánceres de mama, dice Halle Moore, directora de Oncología Mamaria de la Clínica Cleveland. Y las pacientes que solo tienen unas pocas células HER2 —una condición conocida como “bajo HER-2″— no experimentan mejoría con esas drogas, porque solo una pequeña proporción de sus células cancerosas contienen HER2, y el crecimiento de sus tumores se debe a la presencia de otras mutaciones. De allí el problema, ya que las células cancerosas de esas pacientes eran inmunes a los tratamientos de quimioterapia.

Del ensayo clínico —patrocinado por las empresas farmacéuticas Daiichi Sankyo y AstraZeneca y dirigido por Shanu Modi, del Centro de Oncología Sloan Kettering—, participaron 557 pacientes con cáncer de mama metastásico que tenían bajo HER2. Dos tercios recibieron el fármaco experimental, trastuzumab deruxtecan, mientras que los demás se sometieron a quimioterapia estándar.

En las pacientes que recibieron trastuzumab deruxtecan, los tumores dejaron de crecer durante unos 10 meses, en comparación con los cinco meses de quienes recibieron quimioterapia estándar. Las que recibieron el fármaco experimental tuvieron una sobrevida de 23,9 meses, frente a los 16,8 meses de las que recibieron quimioterapia estándar.

Ovación

“Es algo inaudito que un ensayo de quimioterapia contra el cáncer de mama metastásico extienda seis meses la sobrevida de las pacientes”, dice Moore, que seleccionó a algunas de las pacientes para el estudio. El éxito promedio de un ensayo clínico de estas características, indica, es prolongar la vida de las pacientes un par de semanas, o incluso nada, aunque sí mejoran la calidad de vida.

Los resultados fueron tan impresionantes que cuando presentaron sus datos en la convención oncología en Chicago, este domingo, los investigadores fueron ovacionados de pie por sus colegas.

El trastuzumab deruxtecan ya estaba aprobado para pacientes con cáncer de mama HER2 positivo, pero pocos esperaban que funcionara, porque otros medicamentos similares habían fallado en pacientes con bajo HER2.

El trastuzumab deruxtecan es un anticuerpo que viene unido a una droga de quimioterapia y que rastrea la presencia de la proteína HER2 en la superficie de las células. Cuando el anticuerpo encuentra una célula con HER2 en su superficie, ingresa a ella, donde el medicamento de quimioterapia se separa del anticuerpo y mata la célula.

Pero “lo que es único y distinto” sobre el trastuzumab deruxtecan, agrega Modi, es que el fármaco de quimioterapia se filtra a través de la membrana de la célula, y desde allí puede pasar a las células cancerosas cercanas y matarlas también.

Como toda quimioterapia, el tratamiento con el trastuzumab deruxtecan tiene efectos colaterales, que incluyen náuseas, vómitos, trastornos sanguíneos, y sobre todo lesiones pulmonares, que provocaron la muerte de tres pacientes durante los ensayos.

“Pero si yo fuera una paciente con cáncer de mama metastásico y tuviera que recibir un medicamento con los efectos secundarios de la quimioterapia, preferiría esta droga”, dice Winer.

Los médicos ya planean probar el tratamiento en sus pacientes con cáncer mamario metastásico de bajo HER2.

Las huellas de la pandemia: aumentó la mortalidad materna en todo el país

Reevaluación

“Ahora todos tenemos que reevaluar el tratamiento de nuestras pacientes”, señala Susan Domchek, especialista en cáncer de mama en el Centro Abramson contra el Cáncer de la Universidad de Pensilvania. Domchek no piensa esperar que la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos apruebe el trastuzumab deruxtecan para pacientes con bajo HER2, y verá si los datos del nuevo estudio son suficientes para convencer a las aseguradoras de salud de cubrir el costo del tratamiento, que tiene un precio al por mayor de alrededor de 14.000 dólares y se aplica cada tres semanas.

Winer recalca que el trastuzumab deruxtecan no es un fármaco para el cáncer de mama en fase temprana, y que todavía no ha sido probado en ese grupo de pacientes. Pero ese es probablemente el siguiente paso, al igual que probarlo en otros tipos de cáncer y extender su uso más allá de los pacientes HER2-positivo.

“El verdadero avance es la novedosa estrategia de esta droga”, dice Winer, y explica que permitirá que los investigadores le apunten con precisión a objetivos moleculares que están dispersos y poco presentes en las células tumorales.

“Esto va mucho más allá de este fármaco en particular, o incluso más allá del cáncer de mama”, dice Winer. “La verdadera ventaja es que nos permite atacar directamente las células cancerosas con drogas potentes”.

Una de las pacientes del estudio fue Mary Smrekar, de 55 años. Ella siente que obtuvo un alivio temporal de una muerte segura. Le diagnosticaron cáncer de mama en 2010, y se sometió a cirugía, quimioterapia y radiación. Su cáncer empezó a remitir. “Pensé que estaba limpia y sana”, recuerda.

Pero en 2019 el cáncer volvió, y se había extendido a la pelvis. Le administraron quimioterapia, pero esta vez hubo poca mejoría.

Hace dos años, se sumó al ensayo de prueba con el trastuzumab deruxtecan Clínica Cleveland. El cáncer no desapareció, pero sus tumores dejaron de crecer.

“¡Estoy tan feliz de estos dos años de vida!”, dice Smrekar. “Mi hija se casa el mes que viene, y llegué a pensar que no iba a sobrevivir hasta la boda.”

(Traducción de Jaime Arrambide)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.