Especialización temprana, la clave desconocida para el éxito de nuestros hijos

Ivette Leyva
·3  min de lectura
Niña armando un auto robótico/Getty
Niña armando un auto robótico/Getty

¿Cómo educar a los hijos para que sean exitosos en un mundo cada vez más competitivo? Lamentablemente, no existe una receta única ante el gran dilema de los padres.

La mayoría inscribe a sus hijos en lecciones de música o danza o deportes, y esa exposición a diversas actividades es positiva, afirma el Dr. Kumar Mehta, fundador de Bridges Insight, un grupo de expertos centrado en la investigación de la excelencia y la innovación sostenidas. Sin embargo, una vez que el menor haya encontrado algo en lo que pueda desarrollar su talento natural, debe aprovecharse la oportunidad de que se especialice en esa área.

“La especialización no significa que su hijo deje de hacer otras cosas, tal vez por diversión o incluso para desarrollar habilidades adicionales. Simplemente significa que han elegido la actividad en la que se han comprometido a poner el esfuerzo necesario para ser lo mejor posible en ella”, indicó Mehta en un artículo publicado en CNBC. ¿El motivo? Se necesita un largo período de esfuerzo para lograr el dominio de habilidades complejas.

“Por lo tanto, cuanto antes anime a su hijo a aprender las habilidades básicas de un campo, más progresará a habilidades más avanzadas. Y cuanto antes desarrolle esas habilidades avanzadas, más rápido desarrollará las mejores habilidades que le permitan ser de los mejores de su grupo. Y cuanto más rápido adquieran estas, es más probable que alcance un nivel de competencia poco común y de élite”, precisó.

También te puede interesar:

Warren Buffett, para muchos el mejor inversor de la historia, compró su primera acción a los 11 años. Foto: zz/NPX/STAR MAX/IPx
Warren Buffett, para muchos el mejor inversor de la historia, compró su primera acción a los 11 años. Foto: zz/NPX/STAR MAX/IPx

Ejemplos de figuras exitosas

Mehta cita como ejemplo a Elon Musk, el CEO de Tesla y SpaceX. A los 10 años desarrolló un interés en la computación y aprendió sobre programación a través de un manual y una computadora. Cuando tenía 12, Musk construyó un juego de PC con temática espacial llamado "Blastar", que le aportó $ 500 dólares después de que una publicación comercial sudafricana publicara su código fuente.

El CEO de Berkshire Hathaway, Warren Buffett, hoy con 90 años, compró sus primeras acciones cuando tenía 11. Su fortuna está valorada en 100.000 millones de dólares y es considerado uno de los inversionistas más exitosos de todos los tiempos.

Las compañías quieren grandes expertos

Pero esa regla de especialización no aplica solo a individuos excepcionales como Buffett y Musk. Muchas empresas de élite se están alejando de la contratación de personas que demuestren un dominio moderado en áreas diferentes. Ahora están buscando candidatos a menudo raros que demuestren una capacidad sobresaliente en una o dos áreas, señaló Mehta.

Básicamente, en las contrataciones las empresas más importantes están aplicando el refrán “aprendiz de todo, maestro de nada”, y buscan fichar personas con un dominio fuerte en campos específicos.

Las disciplinas en las que la especialización funciona mejor con los niños

La especialización temprana funciona bien en sectores donde el resultado depende principalmente de habilidades específicas perfeccionadas a través de la repetición como la codificación informática, deportes y otras que requieren que el menor desarrolle músculos, técnicas y experiencia particulares, explicó el experto.

Pero en otros campos, donde se requieren conocimientos, es menos eficaz. “No se convierte en un arquitecto, físico, cirujano, abogado o consultor excepcional, por ejemplo, al especializarse en estas profesiones cuando eres joven. Pero el hecho de que nadie se convierta en abogado de patentes cuando tiene 12 años no significa que no se esté especializando”, indicó.

El camino para apoyar a tus hijos

Finalmente, Mehta aconseja que si desea que sus hijos se vuelvan excepcionales en un campo se haga mediante los siguientes pasos: 

  • Primero, debe encontrar el área donde muestran una habilidad natural. 

  • Luego debe rodearlos de actividades para desarrollar esa habilidad

  • Manténgalos motivados

  • Cuando enfrenten a desafíos o cuando quieran abandonar esa actividad (“como invariablemente harán”, asegura el experto) bríndeles apoyo para que puedan retomarla.

VIDEO | Niño camina por primera vez con atleta paralímpico