Especialistas recomiendan prevención combinada para disminuir COVID-19

México, 9 May (Notimex).- Debido a la pandemia por el coronavirus, los expertos recomiendan combinar estrategias de prevención para disminuir los casos de contagios, la morbilidad y mortalidad del virus.

De acuerdo con Myron S. Cohen, profesor en el Departamento de Medicina, en el Instituto de Salud Global y Enfermedades Infecciosas de la Universidad de Carolina del Norte en EUA, es importante que tanto las personas tomen acciones para prevenir el contagio, como los gobiernos e instituciones de salud refuercen las medidas de seguridad.

El experto toma como ejemplo la experiencia con el VIH, pues se deben tomar medidas personales como médicas, para detener la propagación del coronavirus.

Según un artículo publicado en la revista Science, al comienzo de la epidemia del SIDA, los cambios en el comportamiento sexual y las intervenciones gubernamentales hicieron una notable diferencia.

Al respecto, Lawrence Corey, profesor en la División de Vacunas y Enfermedades Infecciosas del Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson de Seattle, asegura que con base en la experiencia, el cambio de comportamiento, así como las estrategias gubernamentales, podrían ser significativas para detener o al menos evitar la propagación del COVID-19.

Tanto en la transmisión del SARS-CoV-2 como en el VIH se puede desarrollar la enfermedad sin la aparición de síntomas, por eso es importante dirigir la prevención a las personas con mayor riesgo de infección, por ejemplo, adultos mayores, niños, mujeres embarazadas y personas con enfermedades adyacentes.

En cuanto a la actividad médica, se están realizando múltiples estudios y ensayos para encontrar un tratamiento seguro y eficaz para aplicarlo en los casos de COVID-19, por el momento, los agentes antivirales de acción prolongada y los anticuerpos monoclonales que neutralizan el virus pueden convertirse en importantes fármacos no inyectables para la prevención.

Los especialistas aseguran que una vacuna segura y eficaz es crucial para reducir los casos de personas infectadas, sin embargo, para lograr la eficacia de la vacuna se requerirá de grandes ensayos en los que participen alrededor de seis mil a doce mil voluntarios.

Por lo anterior, los investigadores concluyen que el COVID-19 debe incluir intervenciones seguras y efectivas cuyos valores de efectividad estén comprobados y avalados por métodos científicos, pues a estas alturas, no se puede depender de una sola forma de prevención, sino que se debe actuar desde la concientización de las personas como en los avances médicos.

-Fin de nota-

 

NTX/AYE/ACP