España exigirá PCR negativa a viajeros de países de alto riesgo

·2  min de lectura
FOTO DE ARCHIVO: Pasajeros llegan al aeropuerto en Palma de Mallorca, España, el 15 de agosto de 2020
FOTO DE ARCHIVO: Pasajeros llegan al aeropuerto en Palma de Mallorca, España, el 15 de agosto de 2020

MADRID, 11 nov (Reuters) - España exigirá a partir del 23 de noviembre una prueba de coronavirus negativa de tipo PCR para todos los viajeros que procedan de países con alto riesgo de coronavirus realizada en las 72 horas previas a su llegada, dijo el miércoles el Ministerio de Sanidad.

"En cualquier momento, se podrá solicitar al pasajero la acreditación del resultado de la prueba. El documento deberá ser el original, redactado en español o inglés y podrá ser presentado en formato papel o electrónico", dijo Sanidad en un comunicado.

De esta forma, España -uno de los puntos calientes de la pandemia en Europa en su segunda ola- sigue por fin los pasos de otros países en un intento de acabar con la disparidad de los modelos de control sanitario implantados por los distintos miembros de la UE.

En cuanto a la designación de las zonas de alto riesgo en países de la UE y la zona Schengen, se tomarán como referencia las recomendaciones de la UE publicadas el mes pasado, dijo Sanidad.

Según el sistema comunitario, los países de mayor riesgo son aquellos con más de 150 casos diagnosticados por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, o aquellos con una incidencia superior a 150 por 100.000 y con más del 4% de todas las pruebas con resultados positivos.

Actualmente, la incidencia en la mayor parte de Europa se encontraría en esa situación, según los últimos datos del Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC).

Para otros países, la referencia será la incidencia básica acumulada del virus por cada 100.000 habitantes en 14 días, en base de la información del ECDC.

España ocupa el segundo lugar de Europa Occidental en casos de COVID-19 con un total de más de 1,4 millones. Actualmente, la incidencia se encuentra en unos 600 casos por cada 100.000 habitantes, según los últimos datos del ECDC, frente a picos de 800 casos.

(Información de Nathan Allen, editado en español por Jose Elías Rodríguez)