España y Argentina abren la competición oficial en San Sebastián

·3  min de lectura

La española "Girasoles silvestres", sobre el aprendizaje amoroso de una joven madre, y la argentina "El suplente", ambientada en una escuela del extrarradio bonaerense, abrieron este sábado la competición por la Concha de Oro a la mejor película del Festival de cine de San Sebastián.

Un día después de su inauguración, el certamen en la ciudad del norte de España albergó las primeras proyecciones de las películas que se disputarán los principales premios, que serán entregados en la gala de clausura el sábado 24.

El honor de iniciar la competencia recayó en "Girasoles silvestres", del realizador catalán Jaime Rosales, la historia de Julia, una joven madre de dos niños que entabla relaciones sucesivas con varios hombres, mientras aprende cuál la complementa mejor.

"Se habla del aprendizaje de una profesión, pero también hay un aprendizaje en el amor", explicó Jaime Rosales en rueda de prensa, al apuntar que como en "todos los demás aprendizajes, probamos personas que son diferentes" y, si "algo ha fallado" en una, "buscaremos otro tipo de persona".

La película toca la violencia de género, pero evitando hacer de Julia una víctima, porque el personaje es "alguien muy fuerte, muy resistente a las dificultades", que con "cada golpe (...) está inmediatamente buscando una nueva solución", dice Rosales.

Julia pertenece a un grupo de "chicas muy jóvenes, que viven en un sistema muy patriarcal, que tienen masculinidades muy tóxicas a su alrededor (...) y que navegan como pueden esos mares muy complicados", explicó la actriz que la interpreta, Anna Castillo, ganadora de un Goya por "El olivo".

- Drama en el conurbano bonaerense -

En la tarde, en sección oficial se presentó la argentina "El suplente", del realizador Diego Lerman, sobre Lucio, un escritor que reemplaza a su padre enfermo como profesor de una clase en una escuela de una zona deprimida del conurbano de Buenos Aires, donde el narcotráfico hunde sus dientes.

Con participación de adolescentes de la zona y maestros reales, la película muestra a la "educación como un espacio de contención social, sobre todo en barrios muy precarizados en donde el narcotráfico va penetrando", señaló en rueda de prensa el actor argentino Juan Minujín, que da vida a Lucio.

"A mí me parece muy interesante la línea entre documental y ficción y la película de Diego logra establecerla", apuntó de su lado el chileno Alfredo Castro, quien interpreta al padre de Lucio.

"El suplente" es uno de los tres largometrajes latinoamericanos que competirán este año por la Concha de Oro. Los otros dos son "Pornomelancolía" del argentino Manuel Abramovich, y "Los reyes del mundo", de la colombiana Laura Mora.

- Sabina íntimo -

Más allá de la competencia oficial, San Sebastián será este sábado el escenario en el que el director español Fernando León de Aranoa estrenará su documental "Sintiéndolo mucho" sobre Joaquín Sabina.

El realizador, que tuvo acceso al cantante, poeta y pintor durante más de una década, muestra un retrato íntimo del intérprete de 73 años de "Calle Melancolía" y "Por el bulevar de los sueños rotos", en el que explora su proceso creativo, sus temores y sus deseos.

En el apartado dedicado al cine latinoamericano, Horizontes, este sábado el festival proyectará "1976", la ópera prima de la chilena Manuela Martelli, sobre los primeros años de la dictadura de Augusto Pinochet en Chile contados desde el punto de vista de una mujer anónima.

También entrará en la carrera por el premio a mejor película latinoamericana "Dos estaciones", el debut en formato largometraje de ficción del mexicano Juan Pablo González, que cuenta la historia de una mujer que busca salvar la fábrica de tequila que heredó.

En la sección Horizontes Latinos compiten este año doce cintas, de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, Ecuador y México.

du/eg