Escuelas charter restan fondos a escuelas públicas en Miami-Dade, dicen activistas

En el exterior de la reunión de la Junta Escolar del Condado Miami-Dade del martes, padres, activistas, líderes políticos y estudiantes se reunieron para protestar por lo que dicen es el retiro de financiación de las escuelas públicas tradicionales.

Algunos llegaron con carteles que decían: “Preferimos las escuelas públicas, financien totalmente las escuelas públicas”. Otro cartel mostraba un gráfico que ilustraba el monto de la financiación estatal y local de las escuelas públicas en las dos últimas décadas.

Un activista de la educación sostiene un cartel en la sesión informativa de hoy que precedió a la reunión de la Junta Escolar de Miami-Dade.
Un activista de la educación sostiene un cartel en la sesión informativa de hoy que precedió a la reunión de la Junta Escolar de Miami-Dade.

En la reunión, la Junta Escolar votó a favor de aprobar nuevos cambios de zonificación que incluyen la reasignación de la primaria Shadowlawn en Miami y la Primaria Parkview en Miami Gardens, escuelas que atienden a comunidades históricamente negras y de inmigrantes.

La primaria Parkview se convertirá en un Centro de Recursos de Educación Especializada para Estudiantes Excepcionales y de Servicio Completo, desplazando aproximadamente a 105 estudiantes. El alumnado de Parkview es mayoritariamente negro.

Alrededor de 74 estudiantes de la primaria Shadowlawn serán asignados a una nueva escuela según la nueva zonificación.

La resolución también establecería una nueva zonificación para las primarias Calusa, Claude Pepper, Crestview, Eneida M. Hartner, North Twin Lakes, Scott Lake, Toussaint L’Ouverture y Twin Lakes para el curso escolar 2024-2025.

Afuera de la reunión, los activistas argumentaron que estos cambios de zonificación escolar y reasignaciones son el resultado de los esfuerzos para financiar los programas de cupones y las escuelas charter en detrimento de las escuelas públicas tradicionales.

“Se trata de un desvío sistemático de dólares de la educación pública a las escuelas privadas”, dijo Mina Hosseini, directora ejecutiva de P.S. 305, un grupo activista de la educación en el Condado Miami-Dade.

“Este es un pequeño ejemplo de algo que la junta se ve obligada a hacer con base en la financiación estatal”, dijo Hosseini.

Ziko Fremont, padre y propietario de un negocio local cuya hija acaba de terminar el quinto grado en la primaria Shadowlawn, dijo que está decepcionado de que sus otros hijos no puedan continuar en la escuela. Fremont también tiene dos hijos que adoptó en Haití, de 11 y 7 años. La niña de 11 años acababa de adaptarse a ir a la escuela en Estados Unidos y prosperaba en Shadowland. Pero el próximo curso tendrá que buscar una nueva escuela.

Una de las razones del cierre de Shadowland es el estado físico de la escuela, dice Fremont.

“Las escuelas públicas de Miami-Dade sabían que cada escuela estaba a punto de deteriorarse. ¿Por qué nuestro sistema escolar y los legisladores no están encontrando maneras de cambiar eso?”, preguntó Fremont, que vive enfrente de Shadowlawn, cerca de Pequeño Haití.

Moses Dany, otro padre de Shadowlawn, dijo que debido a la reasignación, no sabe dónde enviará a su hijo el próximo curso escolar.

“No creo que el cierre de escuelas deba ser un proceso natural”, dijo Dany, quien asistió a escuelas públicas y ahora es bombero y paramédico de la ciudad de Miramar. Dijo que cree que las escuelas públicas deben recibir más recursos porque “todos los niños merecen una buena educación”.

Steve Gallon III, miembro de la junta escolar por el Distrito 1, dijo antes de la reunión que se toman en cuenta muchos factores a la hora de decidir si se crean nuevas zonas para las escuelas, incluyendo las inscripciones, las opciones curriculares y la demografía de un vecindario.

“Entiendo que nuestro sistema de escuelas públicas es ahora definido ampliamente”, dijo Gallon de los cambios.

Durante la reunión, los miembros de la junta Roberto J. Alonso, Dr. Dorothy Bendross-Mindingall, Gallon, Mari Tere Rojas y Monica Colucci respondieron a los oradores durante los comentarios públicos que se oponían a los cambios de zonificación. Los miembros de la junta coincidieron en que los cambios de zonificación se produjeron de manera transparente y con suficiente participación del público.

Miembros de la Junta Escolar del Condado Miami-Dade en una reunión celebrada el 18 de junio de 2024.
Miembros de la Junta Escolar del Condado Miami-Dade en una reunión celebrada el 18 de junio de 2024.

Bendross-Mindingall, que representa al Distrito 2, donde está la primaria Shadowlawn, dijo en la reunión que el cambio de zonificación es el resultado de los cambios demográficos de los barrios. Ella apoyó esos cambios de zonificación.

Padres y activistas temen que la conversación en Miami-Dade eventualmente se desplace al cierre de escuelas, que ha dominado las discusiones en la junta escolar en el Condado Broward. Al ex superintendente Peter Licata se le encomendó la tarea de elaborar un plan para cerrar, reasignar o combinar varias de las escuelas del condado que carecían de inscripciones y estaban en mal estado. Después de Licata se retiró debido a problemas de salud, su sustituto, Howard Hepburn puso en pausa la idea de cerrar las escuelas por el momento. El más reciente plan en Broward implicaba cambios de zonificación y la combinación de escuelas. Pero el cierre de algunos planteles no está descartado.

En la Florida la legislación que facilita la selección de escuela ha dominado la agenda durante los últimos años.

Durante una reciente reunión de la Junta de Educación de la Florida en Miami, el comisionado de Educación, Manny Díaz, Jr., señaló que los padres del estado tienen ahora más oportunidades de seleccionar si quieren enviar a sus hijos a una escuela pública, privada o chárter.

En marzo de 2023, el gobernador Ron DeSantis aprobó una ley que hizo posible que todos los niños en edad escolar en la Florida obtuvieran un cupón de educación financiado por los contribuyentes de hasta $8,000 por niño. Anteriormente, el programa estaba limitado a familias con determinados ingresos. En el primer año del programa de cupones recién ampliado, la mayoría de los fondos se destinaron a estudiantes que ya estaban inscritos en escuelas privadas.

En el próximo año fiscal, se destinarán $3,900 millones a cupones en la Florida, según el Florida Policy Institute.

Pero los oponentes de los cupones dicen que el aumento de las asignaciones para los cupones es solo otra cosa que debilita nuestro sistema de escuelas públicas.

“Si usted quiere que sus hijos vayan a una escuela privada, entonces usted debe pagar por ello”, dijo Norin Dollard, analista de políticas de alto nivel en el Florida Policy Institute que estaba en la manifestación afuera de la reunión de la junta escolar.

“Las escuelas públicas son un bien público”, dijo Dollard.