Los riesgos de las uñas perfectas: evita los errores de la manicura con acrílicos

Adriana Terán
·4  min de lectura

Qué sensación lucir unas uñas lindas, arregladas y hasta en tendencia. Lamentablemente, cada cuerpo es diferente y no todos contamos con las mismas virtudes. Algunas necesitamos ayuditas para vernos como nos gusta. Entre estas ideas que resultan aliadas de belleza están las uñas acrílicas o uñas esculpidas, una de muchas opciones para embellecer nuestras manos.

Las uñas acrílicas resultan de la combinación de un líquido llamado monómero y polímero en polvo. Esta mezcla se endurece y luego se moldea o esculpe directamente sobre las uñas naturales. Esto da como resultado uñas muy resistentes y prácticamente perfectas. Han sido muy populares por muchos años, sobre todo entre quienes tienen uñas débiles o quebradizas, quienes tienen el mal hábito de morderlas y quienes requieren una presencia impecable permanentemente por su trabajo.

Getty Creative
Getty Creative

Sin embargo, como todo, pueden tener sus desventajas y estas surgen cuando cometemos errores al instalarlas.

Elsy Torrenegra, técnico manicurista, explica que el primer error es ponérselas uno mismo sin los cuidados adecuados o con alguien no calificado, y el segundo gran error es que una vez las tenemos no hacernos el mantenimiento al tiempo que corresponde. “No hacer este mantenimiento puede estimular la acumulación de humedad y la consecuente aparición de hongos”.

La especialista agrega que es fundamental la preparación de la base de las uñas para mayor durabilidad y asegurarnos de que nuestros dedos están pulcros y muy secos. En este sentido, la preparación también implica el limado adecuado sin desgastar demasiado y hacerlo en el sentido correcto, es decir desde la punta hacia la cutícula. Esta fase es determinante puesto que una mala práctica puede hacer que no querramos vivir nuevamente la experiencia de usar uñas artificiales.

Además, es en la preparación cuando deben empujarse suavemente las cutículas. Además de limar cuidadosamente las uñas naturales, es recomendable dejarlas muy cortas y pasar un cepillo que ayude a eliminar el polvo y aplicar limpiadores especiales y desengrasantes para una adhesión más óptima del producto. Así se evitará que queden burbujas o sucio debajo de la uña acrílica.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Por otra parte, Torrenegra agrega a la lista de errores el hecho de pensar que las uñas acrílicas no se dañan o no se deterioran. “No son de acero, debemos cuidarlas porque además, si sufrimos algún golpe o nos lastimamos los dedos las uñas también pueden dañarse y hacerse propensas a acumular suciedad y con ella llegan la aparición de bacterias que pueden desencadenar en un problema mayor”. Si la uña acrílica se daña o se rompe es conveniente visitar a los especialistas cuanto antes para retirarla y colocar una nueva.

Desventajas y detalles para tener en cuenta

Una vez que conocemos los errores que podemos cometer al instalar un sistema de uñas acrílicas en nuestras manos, es conveniente también saber si realmente esta es una opción adecuada para nosotros.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

“Hay personas que rechazan el producto con lo cual la uña puede levantarse, en este caso hay que retirarlas y ofrecer otra opción para el cuidado de las uñas y su estética”, menciona Torrenegra, pero además, según el portal Mejor con salud, también hay quienes pueden presentar alergias o verse afectados por los químicos utilizados. En este caso puede presentarse inflamación, la separación de la uña natural de la piel, enrojecimiento, comezón e incluso dolor.

Es conveniente además tener en cuenta ciertos detalles importantes a la hora de instalar nuestras uñas acrílicas para evitar complicaciones posteriores. Uno de estos es la higiene y la limpieza.

No solo por los tiempos de pandemia, sino siempre, hay que ser cuidadoso con los implementos que se utilizan para trabajar en nuestras manos. Si vamos a un salón, podemos estar tranquilos verificando que los esteticistas cuentan con guantes y mascarillas, y llevando nuestros propios instrumentos y materiales, así como nuestra propia lima ya que estas no se pueden desinfectar. Así evitamos el contagio de virus, hongos y mantenemos la mayor higiene posible.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

También se debe mencionar que los químicos utilizados para estas técnicas suelen ser de olor muy fuerte, con lo cual puede ser dañino sobreexponernos a ellos. Lo mejor será verificar que el lugar donde nos hacemos la manicure está bien ventilado.

Por último, debemos comprender que retirar estas uñas requiere atención especializada, al intentar hacerlo nosotros mismos, ponemos en riesgo nuestra salud pues podemos ocasionar lesiones o dañar nuestra base que ya, con la aplicación de esta y otras técnicas se debilita. La mejor recomendación en este sentido es moderar la aplicación espaciándola y otorgado a nuestras manos periodos de descanso.

MÁS HISTORIAS QUE TE PUEDEN INTERESAR:

Lo que nunca debes hacer al desmaquillarte: errores típicos de una rutina imprescindible para tu piel

Tendencias de maquillaje y cabello: lo que viene después de la pausa por la cuarentena

El efecto de la pandemia en tus uñas: la tendencia que se va y lo nuevo que llega en el 2021

EN VIDEO: Tres mascarillas para lucir una piel resplandeciente durante los meses más fríos