Se entregó a EEUU último miembro de un clan de narcos colombianos (Policía)

Luis Enrique Calle Serna, el último de un clan de hermanos narcotraficantes colombianos que seguía en libertad, se entregó esta semana a las autoridades de Estados Unidos en territorio de Panamá, informó este jueves la Policía de Colombia.

"Calle Serna, por intermedio de su abogado, contactó a la DEA (agencia antidrogas estadounidense, por sus siglas en inglés) y pactó su sometimiento en Panamá, situación que se concretó hace 48 horas", reportó la Policía en un comunicado.

El colombiano habría acelerado sus acercamientos con las autoridades estadounidenses tras la captura del capo colombiano Daniel "El Loco" Barrera el 18 de septiembre en Venezuela.

Hasta entonces, Calle Serna, de 36 años, se encontraba también en Venezuela bajo protección de Barrera, dijo la Policía.

Uno de sus hermanos, Javier Calle Serna, alias "El Doctor", ya se había sometido a la DEA el pasado mayo en Aruba (Antillas holandesas) después de meses de negociaciones, mientras que Juan Carlos Calle Serna fue capturado en marzo en Ecuador.

Los tres hermanos formaban un clan conocido como "Los Comba" (Combatientes) y controlaban la banda criminal "Los Rastrojos" bajo la jefatura máxima de Javier Calle Serna.

Luis Enrique Calle tiene órdenes de captura en Colombia por nueve delitos, entre ellos el de traficar con armas desde China y Europa, añadió el comunicado.

La Policía señala que, en base a los acuerdos entre las autoridades y los hermanos Calle Serna, otros 25 integrantes de "Los Rastrojos" podrían entregarse próximamente.

También estima que esta organización ha sufrido en los últimos meses una disminución de alrededor del 20% de sus miembros, que calcula en la actualidad en poco más de 1.600 integrantes.

"Los Rastrojos" son uno de los principales grupos criminales herederos de las paramilitares Autodefensas Unidas de Colombia (extrema derecha), que se desmovilizaron entre 2003 y 2006 al llegar a un acuerdo de paz con el gobierno de Álvaro Uribe (2002-2010), que les otorgó beneficios procesales a cambio de la confesión de crímenes y la reparación a las víctimas.

Analistas colombianos consideran que la banda criminal rival "Los Urabeños" podría ser la gran beneficiada de la ausencia de un liderazgo claro y una posible división en "Los Rastrojos".

Hasta ahora, "Los Rastrojos" actuaban en una docena de departamentos, incluidos algunos del suroeste colombiano productores de coca como Nariño (fronterizo con Ecuador) y Cauca en los que, según las autoridades, protegían laboratorios de procesamiento de cocaína para la guerrilla comunista de las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia).

En los últimos años también se habían apoderado de salidas a la costa Caribe, así como de un corredor que va desde el departamento de Antioquia (noroeste) hasta la frontera del departamento del Norte de Santander (noreste) con Venezuela para la exportación de cocaína.

La DEA acusa a "Los Rastrojos" de enviar, en coordinación con cárteles mexicanos, cargamentos de varias toneladas de cocaína a Estados Unidos vía México, Venezuela y otros países de Centro y Sudamérica.

Tras la captura de "El Loco" Barrera, el gobierno colombiano dio por finalizada la época de los grandes capos de la droga que operaban en el país, que aún así sigue registrando los mayores niveles de producción de cocaína en el mundo, con un estimado de 345 toneladas en 2011, según la ONU.

(ARCHIVO) Juan Carlos Calle Serna (C) es presentado en Quito, Ecuador, el 17 de marzo de 2012. Luis Enrique Calle Serna, el último de un clan de hermanos narcotraficantes colombianos que seguía en libertad, se entregó esta semana a las autoridades de Estados Unidos en territorio de Panamá, informó el jueves 4 de octubre de 2012 la Policía de Colombia.

Cargando...