Entre lo estridente y lo polémico: por qué ‘Hoy’ es el programa matutino más popular de México

·5  min de lectura

Parecería que fue ayer el estreno en las ondas de 'Hoy', el programa matutino de Televisa, que en su debut en agosto de 1998 era conducido por un elenco de conductores que, en su momento, eran mayoritariamente nuevos, como Alfredo Adame o Laura Flores, quienes venían del mundo de las telenovelas, igual que Andrea Legarreta y Ernesto Laguardia, o periodistas como Martha Carrillo y más tarde Fernanda Familiar, quienes no habían incursionado en TV abierta antes. 

Ostensiblemente, quien más experiencia tenía entonces —aunque años más tarde se quejaría del espantoso trato que tuvo a su paso por el programa por parte de Alexis Núñez, que fue el primero en tomar la batuta como productor del show y que no la respetaba— en la conducción era la fabulosa Talina Fernández, la 'Dama del buen decir', que había conducido numerosos programas nocturnos de variedades, algunos noticiosos y un show de variedades llamado 'Viva el domingo', que tenía momentos musicales, sketches cómicos y entrevistas.

Es verdad que cuando 'Hoy' se estrenó en agosto de 1998, en sustitución de 'Un nuevo día', que por varios años había conducido el jovial César Costa, en mancuerna con Rebecca De Alba, siempre pesada como collar de papayas (y cómo funcionó por más de tres años esta fórmula, es un misterio; César Costa siempre es un encanto, pero el hígado de De Alba es intragable en lo que sea: pobres de los concursantes de Masterchef Celebrity), su formato ya era algo vetusto: provenía de la larga escuela de programas matutinos como 'The Today Show' y 'Good Morning America', que mezclaban noticias, variedades e invitados, en la TV estadounidense.

Ya antes este tipo de programas habían tenido eco en las pantallas mexicanas —de este modo surgió el primer matutino moderno con Guillermo Ochoa, la hoy extinta y muy recordada Lourdes Guerrero, María Victoria Llamas y Juan Dosal, que juntos integraban 'Hoy Mismo'. Tenía un enfoque más noticioso y se volvió mítico para el público de los años 70 y 80, siendo un auténtico referente. 

Con 'Hoy', el formato varió más hacia lo ligero, de este modo fueron surgiendo secciones, algunas ya desaparecidas y otras no, que ayudaron a dar forma a la percepción del público: desde el clima y las noticias, que tomaron un segundo plano, a las clases de yoga y de cocina con diversos chefs. Las pláticas con especialistas de diversos ramos (años antes de que existieran los 'influencers') y el resumen de telenovelas con la Kukis y la Chuchis (Legarreta y Carrillo, que posteriormente tendrían su propio show, aunque no duró mucho), entre otras.

También inolvidable resulta el famoso bailecito de "Felicidades", un sonsonete chocoso atribuido a un grupo llamado "El símbolo", que se hizo muy popular, haciendo que los conductores movieran de manera ridícula el esqueleto con una tonada inane y no solo ellos, los invitados también tenían que someterse a la humillante circunstancia (hasta Shakira le tuvo que entrar al chistorete, aunque usted no lo crea). 

Actualmente, eso lo han sustituido con 'Realities' dentro del programa, un experimento que parece funcionar, aunque también se sostiene como parte de la tradición que ha ido adquiriendo de ser a ratos estridente y deliberadamente polémico.

Esta parte del formato era en sí una réplica de los programas que hacía el hoy difunto Paco Stanley, como "¡Ándale!" o "¡Pácatelas!" (que de hecho era la competencia directa de 'Hoy' durante sus primeros 10 meses, hasta que el Stanley fue brutalmente asesinado en la vía pública), en donde la humillación simpática formaba parte integral de la emisión (Mario Bezares siendo el objeto habitual de estas cosas, como cuando tenía que aventarse el consabido "Gallinazo"); Stanley jamás apareció como invitado en el programa porque se fue a TV Azteca (entonces un pecado casi totalmente imperdonable) antes de que se estrenara y en parte (se dijo en su momento) su cambio de televisora fue porque cuando él quiso tener el programa matutino luego de la destitución de Costa y la De Alba, su propuesta fue rechazada, al ser considerado su formato ideal para la sobremesa pero (por razones no especificadas) no idóneo para un magacín mañanero de 3 o 4 horas, aunque irónicamente, su hijo Paul ha sido parte del elenco en dos ocasiones diferentes, ganando mucho favor del público.

A la larga, los distintos productores (como Carmen Armendáriz, en mi opinión la mejor de todos; Reynaldo López, Carla Estrada, Roberto Romagnoli, Magda Rodríguez y actualmente su hermana Andrea) dieron diversos sellos al programa: hubo más conductores, aunque junto con Legarreta, la más icónica conductora es Galilea Montijo, y la que menos duró es Leticia Calderón, que después de unas semanas, decidió no seguir en el programa), y cada uno dio su sello, desde Reynaldo Rossano "El Papirrín" (que tal vez ustedes no lo sepan, pero es un excelente actor, además) y Martha Guzmán, hasta el propio Adame, que en su momento era un hombre encantador, hasta que se le fueron las patas, le dijo "perra" al aire a la Legarreta mientras bromeaban y de ahí hasta ahora devino en un tipo repelente.

En cierta forma, 'Hoy' ha ayudado a moldear ciertas actitudes, crear expresiones y a hacer que, en general, el público que lo sigue, adopte lo que aprenden del programa como una parte importante de su experiencia: lo que ven en el programa tiene más relevancia o importancia que lo ofrecido por otros medios. De este modo, el programa tiene una responsabilidad con los millones de telespectadores que tiene.

No es que este programa sea nada especial (de hecho, nunca lo ha sido), pero si se ha mantenido en el favor del público, ciertamente no será solo por inercia.

EN VIDEO | Kendall Jenner, demandada por incumplimiento de contrato

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.