Dos empresarios y un expresidente aspiran al poder en la República Dominicana

Agencia EFE

Santo Domingo, 29 jun (EFE).- Dos empresarios acaudalados, Luis Abinader y Gonzalo Castillo, y el tres veces expresidente Leonel Fernández son los principales aspirantes a disputarse el favor del electorado en los comicios que celebrará la República Dominicana el próximo domingo.


LUIS ABINADER

Economista y empresario, Luis Abinader nunca desempeñó un cargo electivo ni público y ha desarrollado su vida profesional en el grupo Abicor, una empresa familiar dueña de varios hoteles, de una universidad y de una de las principales fábricas de cemento del país, entre otras inversiones.

Abinader fue el compañero de boleta de Hipólito Mejía en los comicios de 2012 y cuatro años después fue el candidato del Partido Revolucionario Moderno (PRM), siendo derrotado por el actual presidente, Danilo Medina, aunque nunca reconoció el triunfo del mandatario y denunció que este ganó producto un supuesto fraude.

Su lema de campaña es el "cambio", con el que promete combatir la corrupción y la impunidad, reestructurar el gasto público, crear empleos, relanzar la economía, mejorar los cuestionados estándares de educación y reforzar la seguridad ciudadana.

Nieto de inmigrantes libaneses e hijo de un senador, tiene una formación universitaria que incluye estudios de Finanzas Corporativas e Ingeniería Financiera en la Universidad de Harvard y de Gerencia Avanzada en Dartmouth College en New Hampshire.

Abinader, de 52 años y líder en las encuestas, está casado con la también descendiente libanesa Raquel Arbaje, con quien ha tenido tres hijas.


GONZALO CASTILLO

El candidato oficialista es el "delfín" del presidente Medina y fundamenta sus promesas de campaña en continuar con los planes de desarrollo impulsados por su padrino político.

Castillo, que nació en la ciudad de Barahona (suroeste) el 20 de noviembre de 1960, se enorgullece de haberse convertido en un próspero empresario trabajando "desde abajo", al destacar su origen humilde como hijo de un barbero y una ama de casa.

En 1992 creó la empresa de transporte aéreo Helidosa, cuyos aviones desplegó para adquirir insumos de todo tipo y donarlos contra el coronavirus, además de repatriar a centenares de dominicanos atrapados por la crisis en varios países del mundo.

Esas acciones han sido duramente criticadas por la oposición, que lo acusa de hacer campaña política solapada de asistencia social, bajo la vista gorda del Gobierno.

El candidato, quien rehúye el debate con sus adversarios al referir que es un "hombre de acción, no de palabras", fue designado ministro de Obras Públicas el mismo día que Medina asumió el poder en 2012.

Ha sido acusado por la oposición y otros sectores de corrupción mientras desempeñó ese cargo, que abandonó hace poco menos de un año para entrar en liza en las primarias del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), que ganó por un ajustadísimo margen de menos de un 1 % al expresidente Fernández.


LEONEL FERNÁNDEZ

Leonel Fernández, doctor en Derecho, de 66 años, fue presidente de la República en tres ocasiones, en los períodos 1996-2000, 2004-2008 y 2008-2012 y es el más experimentado de los candidatos a las elecciones.

Poseedor de una muy buena oratoria y solidez intelectual, Fernández creció políticamente bajo la sombrilla del fundador del PLD, el expresidente Juan Bosch, de quien fue compañero de boleta en las elecciones de 1994.

En sus Gobiernos contribuyó a la modernización de varios servicios públicos, promovió el desarrollo de infraestructuras e impulsó una muy cuestionada privatización de decenas de empresas del Estado.

En su último período, también creó un programa de asistencia social en favor de sectores vulnerables, que sus opositores calificaron de "clientelismo", y culminó su "trabajo" llevando en hombros la candidatura presidencial de Medina en los comicios de 2012.

La carrera política de Fernández, sin embargo, fue tomando paulatinamente rumbos diferentes a los de su compañero de partido y las heridas de sus confrontaciones no hicieron más que agravarse con el paso del tiempo, causando una hemorragia incontenible en las primarias del oficialismo, celebradas en octubre de 2019, en las que Fernández denunció ser víctima de un fraude.

Tras ese episodio, el exmandatario abandonó el PLD y fundó la Fuerza del Pueblo, formación con la cual pretende alcanzar por cuarta vez la Presidencia, aunque las encuestas más recientes descartan esa posibilidad.


Ramón Santos Lantigua

(c) Agencia EFE