Un empresario cercano a Putin admite haber fundado el grupo de mercenarios Wagner

Se trata de Yegueni Prigozhin, un empresario que proveía a la cocina del Kremlin lo que le valió el sobrenombre de “el cocinero de Putin”. En redes sociales reconoce que creó el grupo de mercenarios Wagner para enviar a combatientes al Dombás ucraniano en 2014. También admitió su presencia en países africanos y en América Latina.

"Y ahora una confesión, estos chicos, estos héroes, defendiendo al pueblo sirio, a otros pueblos de países árabes, a los despojados africanos y latinoamericanos, se convirtieron en un pilar de nuestra patria", afirmó en redes sociales Yegueni Priogozhin.

“Cuando comenzó el genocidio de la población rusa del Dombás, como muchos hombres de negocios, yo iba a los polígonos donde se reunían 'cosacos' e intentaba con dinero reunir un grupo que viajara a defender a los rusos", reveló el empresario en la red social VKontakt.

"Es en ese momento, el 1 de mayo de 2014, que nació un grupo de patriotas que tomó el nombre de Grupo Táctico de Batallón Wagner", afirma en un comunicado.

Durante mucho tiempo, Prigozhim se querelló contra toda aquella persona que lo vinculara con Wagner.

Por su parte, el Kremlin siempre desmintió cualquier vínculo con grupos paramilitares sospechosos de haber ejecutado en la sombra el trabajo sucio del gobierno ruso. Sus efectivos han sido detectados en Ucrania, Siria, Libia o República Central Africana.

Según una investigación del opositor ruso Alexéi Navalni publicada en 2017, este empresario ha conseguido contratos con el Kremlin por un valor de al menos 2.500 millones de euros.


Leer más sobre RFI

Leer tambien:
Rusia: acción legal sin precedentes contra el grupo ruso de mercenarios Wagner
Wagner, el ejército invisible del Kremlin
¿Por qué preocupan las negociaciones entre Malí y la compañía rusa Wagner?