La emotiva carta de la mamá del rugbier de Hurling, que murió por un golpe en un partido

·3  min de lectura
Lucas Pierazzoli, el joven jugador de Hurling que falleció luego de una lesión en un partido
Lucas Pierazzoli, el joven jugador de Hurling que falleció luego de una lesión en un partido

La muerte de Lucas Pierazzoli generó dolor y sorpresa en el mundo del rugby argentino. Pierazzoli, de 28 años, sufrió un golpe fatal durante un partido que su club, Hurling, disputaba con Sitas. Su mamá, María Victoria Daverio, publicó una carta de lectores en LA NACION, en la que extendió palabras de agradecimiento “ante la dolorosísima partida” de su hijo.

“Quiero agradecer por este medio todo el acompañamiento, el respeto y el cariño recibido por mí y mis hijos y Juli, ante la dolorosísima partida de mi hijo Lucas Pierazzoli” , escribió Daverio, y agregó que, desde el momento de su accidente, “Lucas no podía haber estado en mejores manos”.

En primer lugar, la mamá del joven agradeció al Hospital Posadas. “Lo recibió y lo atendió con una dedicación profesional y humana maravillosa”, dijo, y agregó: “Mi agradecimiento infinito a todos allí, que lo cuidaron, y nos contuvieron de la mejor manera”.

Daverio hizo mención “al director del Hospital, al Servicio de Terapia Intensiva de Adultos del hospital Posadas, a su Jefe Dra. Constanza Arias, a las Lic. Mónica Chuckebi, Noelia Leiva y Ana Oyarzún, y agradecer muy especialmente la entrega total de la Lic. Gabriela López y el Dr. Eduardo Moreno”.

“Lucas ya es nuestra estrella en el cielo”, dijo la madre, y agregó: “La vida sigue. Él, que era todo luz, nos iluminará el camino, y gracias a que quiso donar sus órganos, nos reconforta entre tanto dolor, saber que nuestro “adorado Lukitas” sigue hoy viviendo en otras personas” .

La mamá del joven de 28 años también destacó “la calidad humana de Lucas”, y advirtió: “Jamás imaginé lo que despertaba en todos los que de un modo increíble se hicieron presente en estos días para contarnos quien era él para cada uno de ellos”.

“Gracias infinitas por los mensajes, los llamados, las fotos, los recuerdos de amigos queridos”, dijo, y cerró: “Gracias Hurling Club por ser siempre su segundo hogar. Gracias a Juli, mi nuerita, excepcional mujer que lo hizo tan feliz. Gracias mil a todos”.

La carta completa

Quiero agradecer por este medio todo el acompañamiento, el respeto y el cariño recibido por mí y mis hijos y Juli, ante la dolorosísima partida de mi hijo Lucas Pierazzoli.

Desde el momento de su accidente jugando al rugby, lo que más le gustaba en la vida, Lucas no podía haber estado en mejores manos.

El Hospital Posadas lo recibió y lo atendió con una dedicación profesional y humana maravillosa. Mi agradecimiento infinito a todos allí, que lo cuidaron, y nos contuvieron de la mejor manera.

Deseo mencionar a su director, al Servicio de Terapia Intensiva de Adultos del hospital Posadas, a su Jefe Dra. Constanza Arias, a las Lic. Mónica Chuckebi, Noelia Leiva y Ana Oyarzún, y agradecer muy especialmente la entrega total de la Lic. Gabriela López y el Dr. Eduardo Moreno.

Lucas ya es nuestra estrella en el cielo. La vida sigue. Él, que era todo luz, nos iluminará el camino, y gracias a que quiso donar sus órganos, nos reconforta entre tanto dolor, saber que nuestro “adorado Lukitas” sigue hoy viviendo en otras personas.

Siempre supe de la calidad humana de Lucas, pero jamás imaginé lo que despertaba en todos los que de un modo increíble se hicieron presente en estos días para contarnos quien era él para cada uno de ellos.

Gracias infinitas por los mensajes, los llamados, las fotos, los recuerdos de amigos queridos.

Gracias Hurling Club por ser siempre su segundo hogar.

Gracias a Juli, mi nuerita, excepcional mujer que lo hizo tan feliz.

Gracias mil a todos.

María Victoria Daverio

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.