Emiten recomendación a Murat por violaciones de DH a mujeres en penal

·3  min de lectura

CNDH emite recomendación a Murat por violaciones de derechos humanos de presas en Oaxaca

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 12 (EL UNIVERSAL).- Por violaciones "graves" a los derechos humanos de mujeres privadas de la libertad en el Centro Penitenciario Femenil de Tanivet, en Oaxaca, el gobernador de la entidad, Alejandro Murat, recibió una recomendación de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

De acuerdo con la Comisión, a través de visitas de supervisión penitenciaria realizadas por integrantes de la Tercera Visitaduría General, se advirtieron deficiencias para garantizar la integridad física y moral de las mujeres internas, estancia adecuada, condiciones de gobernabilidad, atención a grupos vulnerables y espacios inadecuados para la atención de niñas y niños que viven con ellas.

"El análisis de evidencias permitió a la CNDH acreditar violaciones a los derechos humanos al trato digno, al derecho a la reinserción social, a una vida libre de violencia y discriminación, así como al interés superior de la niñez", expresó el organismo.

Dijo que visitadores de la Comisión corroboraron que dicho centro penitenciario solo tiene dos médicos que laboran de lunes a viernes, entre las 08:00 y las 22:00 horas, por lo que no se cuenta con este servicio durante el turno nocturno ni en fines de semana, ya que únicamente acude una enfermera de miércoles a domingo, entre las 08:00 y las 16:00 horas, lo que, aunado a la falta de especialistas en ginecología, impide brindar atención y seguimiento clínico a las mujeres privadas de la libertad, poniendo en riesgo su integridad física.

Además, se constató que esa cárcel carece de áreas de ingreso, protección, locutorios, comedores y área de personas sancionadas, y no existe agua corriente durante el día, por lo que esta debe ser almacenada en contenedores; varias tazas sanitarias se encuentran en mal estado, faltan contenedores de basura y hay presencia de fauna nociva, lo que se traduce en condiciones indignas de estancia.

En materia de alimentación, se determinó que no existe presupuesto para dietas especiales, en ocasiones los insumos no son frescos y las personas recluidas no tienen recipientes para ingerir sus alimentos; la cantidad de comida que se les proporciona es poca debido a la falta de recursos económicos para su adquisición; mientras que el agua de tandeo -que las internas usan para bañarse- está sucia.

Se advirtió, además, la insuficiencia de personal penitenciario respecto de la cantidad de población existente, lo que puede favorecer la existencia de cogobierno y autogobierno.

"Existen negocios, propiedad de las mujeres privadas de la libertad, como restaurantes y tiendas, así como la libre circulación de dinero, lo que es factor para actividades ilícitas. Por otro lado, las internas refirieron sufrir malos tratos por parte de personal de seguridad y custodia, por lo que se debe capacitar en derechos humanos a dichos servidores públicos", precisó.

Indicó que algunas mujeres denunciaron que cuando les corresponde su visita familiar deben pagar a otra compañera para que puedan acceder a ello y, en caso de no tener recursos económicos, están impedidas para ejercer este derecho. Otras tienen el control de los teléfonos y las llamadas, lo cual repercute en la aparición de actividades ilícitas como cobros indebidos y provoca que lleguen a tener sentimientos de frustración y enojo.

En suma, la investigación elaborada por a CNDH evidenció que las mujeres privadas de la libertad en el penal de Tanivet sufren violencia institucional por estar sujetas a prácticas de discriminación, al impedírseles el ejercicio de sus derechos. De acuerdo con la CNDH carecen de una vida digna, servicios de salud y alimentación adecuados, insuficiencia de actividades, restricciones de su derecho al contacto con el exterior y la práctica de trabajos forzosos, ante lo cual no se observaron acciones de las autoridades penitenciarias para cambiar dicha situación.

Por lo anterior, la CNDH solicitó al gobernador del estado que de manera inmediata gire instrucciones para que cesen los tratos "crueles, inhumanos y degradantes" (por trabajo forzoso) que tienen lugar en esa prisión, creando para ello mecanismos claros, específicos y reglamentados, además de tomar las medidas necesarias tendientes a impedir represalias contra las mujeres privadas de la libertad, garantizando su libertad de expresión.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.