Emir de Catar se pronuncia por la diversidad en arranque del Mundial

Catar inauguró el Mundial de Futbol 2022 este domingo 20 de noviembre con un recuerdo a la historia de este torneo. Al mismo tiempo sirvió de escaparate para dar a conocer la vida y la cultura en esta región del Golfo.

Aproximadamente una hora y cuarto antes del pitido inicial del Catar-Ecuador, el duelo con el que arrancó la primera Copa del Mundo en un país árabe, se celebró la ceremonia de apertura que duró 30 minutos en el espectacular estadio Al Bayt de Al Khor, el más alejado de Doha, a algo más de una hora de trayecto del centro de la capital catarí.

Sobre un fondo negro, la ceremonia comenzó con un guiño al estilo de vida tradicional en el desierto, con unos camellos sobre unos bancos de arena que dibujaban el mapa del mundo.

Con la narración del actor estadounidense Morgan Freeman, presente en el estadio, el acto pasó a ser un homenaje al hincha, con cánticos de todas las aficiones y unas camisetas gigantes representando los equipos presentes en este Mundial, además de las banderas de los países participantes.

A esto le siguió la aparición de una gran mancha amarilla en uno de los fondos en unas gradas mayoritariamente blancas y negras, los colores de la vestimenta tradicional de los cataríes, el ‘dishdasha’ para ellos y el ‘abaya’ para ellas, sin que hubiese zonas reservadas por sexos, la ceremonia continuó con un homenaje a los mundiales anteriores, con las mascotas de cada una de las ediciones pasadas.

EL MUNDIAL DE CATAR SE REÚNEN RAZAS, NACIONALIDADES Y CREENCIAS DISTINTAS

Después apareció en escena Jungkook, uno de los siete miembros del conocido grupo surcoreano BTS, que interpretó ‘Dreamers’, uno de los himnos oficiales de este primer Mundial en un país árabe, junto al cantante catarí Fahad Al-Kubaisi.

Estrellas de la música como Dua Lipa y Rod Stewart habían anunciado que renunciaban a participar en la ceremonia de inauguración. La cantante explicó en Instagram que espera “visitar Catar cuando cumpla con todos los compromisos en materia de Derechos Humanos que hizo cuando le asignaron la organización de la Copa del Mundo”, en momentos en los que el pequeño emirato del Golfo recibe críticas por el trato dispensado a los trabajadores migrantes y a las personas del colectivo LGBT+.

El acto estuvo presidido por el máximo dirigente de la FIFA Gianni Infantino y por el jeque Tamim ben Hamad Al-Thani, que pronunció un breve discurso en el que, de manera velada, se refirió a las críticas de Occidente por la falta de respeto de los Derechos Humanos en este país.

“Personas de razas, de nacionalidades, de creencias y de orientaciones diferentes se reunirán aquí en Catar y alrededor de las pantallas en todos los continentes. Qué bonito es que la gente deje apartado lo que les separa para preservar su diversidad y lo que les une al mismo tiempo”, dijo el emir. “Estamos aquí reunidos como una gran tribu. Con tolerancia, respeto, podemos vivir juntos”, añadió. N

Con información de AFP

Newsweek en Español te recomienda también estas notas:

‘Asignar la Copa del Mundo a Catar fue un error’: director de la Eurocopa 2024

De Uruguay 1930 a Catar 2022, 92 años de historia del Mundial de futbol

Catar: el ‘niño de los Milagros’, el jugador número 12 de México