Las embarazadas con Covid tienen un riesgo 50% mayor de complicaciones maternas y neonatales graves

Nora Bär
·6  min de lectura
El estudio se realizó entre 2130 embarazadas de 43 hospitales maternoinfantiles en 18 países en todo el mundo y demostró que las mujeres con Covid-19 tienen un 50% más de riesgo de tener complicaciones graves
El estudio se realizó entre 2130 embarazadas de 43 hospitales maternoinfantiles en 18 países en todo el mundo y demostró que las mujeres con Covid-19 tienen un 50% más de riesgo de tener complicaciones graves

En la foto publicada por un medio local, Mariana Proz, vecina de Olavarría, sonríe. Su mirada deja trascender la felicidad plena de un embarazo que cursaba sin problemas. Hasta que contrajo Covid-19, y debió ser hospitalizada porque su vida y la de su beba, Isabella, corrían peligro. El 13 de este mes fue sometida a una riesgosa cesárea de emergencia.

Dado que no fueron incluidas en los ensayos de vacunas, no hay ninguna recomendación precisa para que se priorice a las mujeres en las campañas de inmunización. Sin embargo, un estudio que se publica hoy en el Journal of the American Medical Association Pediatrics (JAMA Pediatrics) muestra que las embarazadas que contraen la enfermedad tienen un riesgo aumentado de complicaciones e incluso la muerte.

Coronavirus: traerán un millón de vacunas Sinopharm para aplicar como segunda dosis

“El trabajo es único, porque comparó a cada mujer embarazada con Covid-19 con dos no infectadas que dieron a luz al mismo tiempo en el mismo hospital”, explica el argentino José Villar, profesor de Medicina Perinatal en la Universidad de Oxford y uno de los coordinadores de la investigación en la que participaron un centenar de especialistas, y que siguió a 2130 mujeres embarazadas de 43 hospitales maternoinfantiles en 18 países en todo el mundo, desde la Argentina hasta Rusia, pasando por Francia y Japón. Entre los locales, participaron la maternidad Sardá, el Sanatorio Otamendi, el Hospital Austral, el Magdalena V. de Martínez, de General Pacheco, el Hospital Nacional Posadas, y el Municipal O.B. de Lavignolle, de Morón. Se trata del estudio internacional más grande y más sólido sobre los efectos del coronavirus en la gestación.

Las mujeres con Covid-19 durante el embarazo tuvieron un 50% más de probabilidades de experimentar complicaciones, incluyendo parto prematuro, preeclampsia, ingreso a cuidados intensivos y muerte. Los recién nacidos de mujeres infectadas tuvieron casi tres veces más riesgo de cuadros graves, y de admisión en las unidades de cuidados intensivos neonatales, principalmente debido a parto prematuro –afirma en un comunicado de la Universidad de Oxford su colega y profesor de Medicina Fetal Aris Papageorghiou, que codirigió el trabajo–. Sin embargo, la buena noticia es que los riesgos en mujeres infectadas asintomáticas y no infectadas fueron similares”.

Mujeres y niños, primero

“Nuestra investigación muestra claramente que al comparar mujeres embarazadas con patologías previas, pero sin Covid-19, con mujeres sin patología, pero con Covid, el riesgo de complicaciones aumenta en forma similar. O sea que, durante el embarazo, patología previa o Covid-19 tienen un efecto negativo similar, lo que las sitúa en el mismo nivel de prioridad que los otros grupos de riesgo. El sobrepeso previo al embarazo también aumenta el riesgo de complicaciones si la mujer tiene Covid y deberían ser consideradas de riesgo para la vacunación”, afirma Papageorghiou.

Aunque en total durante el estudio hubo pocas muertes maternas, el riesgo de morir durante el embarazo y en el período posnatal fue 22 veces mayor en las mujeres con Covid-19 que en las embarazadas no infectadas. En cuanto a sus bebés, cerca del 10% de los recién nacidos de madres con pruebas diagnósticas positivas también resultaron positivos para el virus durante los primeros días después del nacimiento.

Ciudad: más de 300 personas intentaron ingresar con violencia el edificio del Ministerio de Desarrollo Humano

El estudio “Intercovid” se lanzó en marzo del año pasado, apenas comenzada la pandemia. Los médicos pudieron constatar que las embarazadas enfrentan dos problemas principales: los riesgos del virus en sí mismos y los efectos de las intervenciones médicas que deben ponerse en práctica por la enfermedad. Las principales complicaciones tienden a aparecer en la segunda mitad de la gestación, cuando soportan mayor peso, el bebé presiona el diagrama y se les puede hacer más difícil respirar. La infección puede causar problemas multisistémicos, y pueden aparecer problemas con la presión sanguínea, del sistema inmune y de oxigenación. Esto puede llevar a la necesidad de adelantar el parto para proteger a la mamá.

Por la cuarentena hay menos nacimientos en Francia
Artiga Photo


Según el estudio "Intercovid", las principales complicaciones en las mujeres embarazadas tienden a aparecer en la segunda mitad de la gestación (Artiga Photo/)

“El riesgo aumenta globalmente un 50% las complicaciones maternas serias, incluyendo ingreso a terapia intensiva (cinco veces más riesgo), más días de terapia intensiva, multiplica por seis el riesgo de requerir un hospital de referencia y por 22 el riesgo de muerte, sobre todo en regiones donde los recursos médicos son limitados –puntualiza Villar–. Además tienen más del doble de posibilidades de complicaciones del recién nacido, ingreso a terapia o muerte. El parto prematuro o el bajo peso al nacer es 60% más frecuente si la madre tuvo Covid-19, sobre todo en partos de pretérmino indicados por complicaciones médicas. Estas son estimaciones conservadoras dado que se compara con mujeres que no fueron diagnosticadas con Covid-19, pero puede haber mujeres que sí lo tuvieron, aunque sin síntomas”.

Esta es la primera vez que se presenta información comparativa detallada sobre los efectos del Covid-19 en el embarazo. Hace unos días, el Colegio de Obstetras y Ginecólogos del Reino Unido, de acuerdo con el Comité de Vacunación de ese país recomendó que todas las embarazadas deberían ser incluidas entre los grupos prioritarios para la vacunación. Dice Villar: “En los Estados Unidos, alrededor de 90.000 embarazadas fueron inmunizadas, principalmente con las vacunas de Pfizer-BioNTech y Moderna, y no presentaron efectos adversos de importancia”.

“No hay evidencias de que la protección de la vacuna sea diferente en ellas que en la población general –agrega–. Desgraciadamente, tampoco hay información del posible riesgo de las vacunas en el embarazo porque las fueron excluidas de los estudios recientes de vacunas pese que nosotros y otros grupos lo demandamos. Grave error. El mundo estaba en una situación peor porque tuvimos que tomar decisiones sin información”.

Fuerte rechazo a la suspensión de las clases presenciales, según tres encuestas

De acuerdo con el especialista, es improbable que el virus atraviese la placenta, de modo que la transmisión debe ser por vía perinatal, pero es poco probable en el parto vaginal. “En nuestros resultados –aclara–, los recién nacidos de madres positivas que también resultaron positivos fueron entre el 7 y el 13%. No está claro cómo se produjo la infección en las primeras 48 horas de vida. Lo estamos investigando. Una posibilidad es la operación cesárea, dado que el 72% de los recién nacidos positivos nacieron por ese método. La lactancia materna no está asociada con la transmisión de la infección. Las madres infectadas pueden amamantar”.

En el mismo comunicado, Stephen Kennedy, profesor de Medicina Reproductiva, concluyó: ”Ahora sabemos que los riesgos para las madres y los bebés son mayores de lo que asumimos al comienzo de la pandemia. Esta información debería ayudar a las familias, ya que ahora está clara la necesidad de hacer todo lo posible para evitar infectarse. También refuerza los argumentos a favor de ofrecer la vacunación a las mujeres embarazadas”.