Elevan a rango constitucional dos programas sociales

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 22 (EL UNIVERSAL).- El pleno del Congreso de la Ciudad de México aprobó en lo general y en lo particular elevar a rango constitucional los programas sociales Mi Beca para Empezar y la Escuela es Nuestra.

Con 47 votos a favor y 11 abstenciones, los legisladores aprobaron la modificación al Artículo 8 de la Constitución capitalina para que, en la Ciudad de México, "todas las niñas y niños inscritos en planteles públicos de educación básica, tendrán derecho a contar con una beca que se denominará Bienestar para niñas y niños".

De igual forma, este dictamen detalla que en cada ejercicio fiscal los planteles educativos de educación pública básica en la Ciudad de México contarán con la asignación presupuestal, que determine el Congreso, a fin de dignificar las condiciones de los inmuebles, misma que se ejercerá con la participación de los padres y madres de familia. "El programa para el ejercicio de este derecho se denominará La escuela es nuestra".

Al fundamentar el dictamen, el presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales, Diego Garrido, aclaró que estaban en tiempo y forma para aprobar esta propuesta, por lo que rechazó la campaña en su contra que lanzó Morena, quienes aseguraban que no se quería dictaminar esta iniciativa.

Al hablar a favor de esta propuesta, el diputado panista Aníbal Cañez lamentó que no se hayan incluido en este dictamen el regreso de las escuelas de tiempo completo, y mostró su preocupación de que esta ayuda pueda usarse con fines electorales.

En este sentido, su compañera de bancada América Rangel recordó que el programa de Mi Beca para Empezar fue bautizado como ‘La tarjeta Claudia’, por lo que criticó que la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, haga campaña con estos apoyos sociales. Al respecto, Federico Döring pidió a los diputados de Morena no "sacar a la Elba Esther que llevan dentro" y ponerle un candado a este programa para que no se utilice con fines electorales.

Como respuesta, la diputada de Morena Lourdes Paz respondió que las madres y los padres de familia no ven a estas becas como ‘Tarjeta Claudia’, sino como un apoyo que les ayuda a ellos y a sus hijos. Héctor Díaz-Polanco precisó que este dictamen busca apoyar a los estudiantes que tiene cierta desventaja con respecto a los alumnos de escuelas privadas, y rechazó que su uso pueda ser con fines electorales.

De igual forma, diputados de Morena y aliados recalcaron que hoy fue un día histórico para la educación de las niñas, niños y jóvenes. Asimismo, recalcaron y subrayaron que esta propuesta fue impulsada por la jefa de gobierno.

"Hay otra cosa que la genta debe saber, y es que la jefa de Gobierno no se va a detener con esta iniciativa; ya anunció que el monto de las becas va a crecer un 15%, pero, además, gracias a su iniciativa, la Beca para Empezar de Niños y Niñas y la Escuela es Nuestra, ya van a ser derechos consagrados en la Constitución", recalcó Guadalupe Morales.

Reservas

Se presentaron tres reservas a este dictamen (de Movimiento Ciudadano, PRD y PAN). Éstas buscaban incluir a los alumnos de escuelas privadas a este apoyo y el regreso de las escuelas de tiempo completo; no obstante, ninguna de éstas se aprobó.

Durante la discusión de estas reservas, el legislador de Morena Fernando Mercado le dijo al PAN que abstenerse es una "vulgaridad", y les pidió que no se suban "al barco de la doctora Claudia Sheinbaum", que presentó "una gran propuesta", para colocar su agenda.

Cabe recordar, que actualmente Mi Beca para Empezar se otorga a un millón 250 mil estudiantes. Hace unos días, la secretaria de Educación de la Ciudad de México, Rosaura Ruiz, precisó que el monto de la beca se incrementó en un 25% respecto al año anterior. Se otorgan 500 pesos en el nivel preescolar, 550 para primaria y secundaria, y 600 pesos para los Centros de Atención Múltiple.