Elecciones en EE.UU.: sin pruebas, Donald Trump vuelve a denunciar "votos ilegales"

LA NACION
·4  min de lectura

A cuatro días de las elecciones en Estados Unidos, aún no se conoce quién será el próximo presidente del país. A pesar de que los últimos indicios marcan una tendencia para el candidato demócrata Joe Biden -quien en su último discurso se mostró como mandatario electo-, el presidente Donald Trump insiste con la falta de transparencia en la elección, motivada -según entiende- por las boletas que ingresaron a través del correo.

Elecciones en Estados Unidos: en vivo, Donald Trump y Joe Biden disputan la elección en los estados claves

"Decenas de miles de votos se recibieron ilegalmente después de las 20 el martes, día de las elecciones, cambiando total y fácilmente los resultados en Pensilvania y algunos otros pequeños estados", escribió en su cuenta oficial de Twitter el candidato republicano.

Además, dijo que "cientos de miles de votos ilegalmente no fueron autorizados para ser observados" y, en cuanto a ello, sostuvo: "Esto también cambiaría el resultado de la elección en numerosos estados, incluido Pensilvania, que todos pensaron que se ganó fácilmente en la noche de las elecciones, solo para ver desaparecer una ventaja masiva, sin que nadie estuviera autorizado a observar, durante largos intervalos de tiempo. Lo que sucedió".

Puertas adentro, Trump se enoja y desanima al ver alejarse sus chances

En su hilo de tuits, Trump incluso aseguró: "Sucedieron cosas malas durante esas horas en las que la transparencia legal estaba prohibida de forma viciosa y cruda. Los tractores bloquearon las puertas y las ventanas se cubrieron con cartulinas gruesas para que los observadores no pudieran ver el interior de las salas de recuento. Pasaron cosas malas adentro. ¡Se hicieron grandes cambios!".

Los votos por correo y en ausencia que llegan después del final de la votación, el día de las elecciones, fueron válidos, legales y contados en varios estados, por décadas. Incluyen las boletas que llegan de militares radicados en el extranjero. Esa es una parte completamente normal del proceso democrático estadounidense.

De hecho, todos estos estados -algunos de los cuales son republicanos- permiten que las boletas por correo lleguen después de las 20, el día de las elecciones, y se cuenten.

Mientras tanto, la abogada Ellen Weintraub señaló que junto a la Comisión de Elecciones Federales quieren que Estados Unidos sepa que "no hay evidencia de fraude". Esta mañana, en comunicación con la cadena CNN, Weintraub dijo: "Oficiales estatales y locales y trabajadores electorales de todo el país realmente se intensificaron. Y ha habido muy pocas quejas sobre cómo se llevaron a cabo estas elecciones".

La demora del veredicto puede atribuirse a la alta participación electoral, la enorme cantidad de boletas enviadas por correo y el estrecho margen entre los candidatos. Biden, con ventaja en Pensilvania, Nevada y Georgia, se acerca desde ayer al umbral de los 270 votos en el Colegio Electoral necesarios para ganar la Casa Blanca, mientras que el presidente continúa con sus denuncias de fraude.

Los plazos en cada estado para recibir votos después de las 20 del día de las elecciones:

Texas: 4 de noviembreVirginia: mediodía del 6 de noviembreKansas: 6 de noviembreKentucky: 6 de noviembreMassachusetts: 6 de noviembrePensilvania: 6 de noviembre - sujeto a impugnación legalIowa: 9 de noviembreDakota del Norte: 9 de noviembreVirginia Occidental: 9 de noviembreMinnesota: 10 de noviembre - sujeto a impugnación legalMississippi: 10 de noviembreNevada: 10 de noviembreNueva Jersey: 10 de noviembreNueva York: 10 de noviembreCarolina del Norte: 12 de noviembreAlaska: antes del 13 de noviembreDistrito de Columbia: 13 de noviembreMaryland: 13 de noviembreOhio: 13 de noviembre, resultado no anunciado hasta el 28 de noviembreIllinois: 17 de noviembreUtah: 17 de noviembreCalifornia: 20 de noviembreWashington: 23 de noviembre