EEUU usará grabaciones contra exjefe del Clan del Golfo

·2  min de lectura

NUEVA YORK (AP) — Fiscales en Nueva York dijeron el jueves que presentarán grabaciones interceptadas, registros de venta de droga, documentos sobre incautaciones e informes confidenciales en su caso contra el exlíder del Clan del Golfo, Dairo Antonio Úsuga David, más conocido como “Otoniel”, calificado recientemente por las autoridades estadounidenses como “uno de los capos más peligrosos del mundo”.

El fiscal Francisco Navarro dijo durante una audiencia judicial en la corte federal de Brooklyn que empezará a entregar las pruebas a los abogados de Úsuga David el mismo jueves y que muchos de los documentos deberán ser traducidos del español al inglés.

“Seguiremos entregando las pruebas de forma continua,” dijo Navarro a la juez Dora Irizarry. “Creemos que este caso califica para recibir la designación de ‘complejo’, en base a varios factores. El primero es que el acusado fue supuestamente el líder supremo de uno de los cárteles de droga y organizaciones paramilitares más poderosos del mundo”.

Tras ser extraditado desde Colombia, Úsuga David se declaró el mes pasado no culpable de cargos de narcotráfico. El colombiano enfrenta dos acusaciones: manejar una empresa criminal de forma continua y participar en una asociación delictiva internacional para fabricar y distribuir cocaína. Tan sólo ser declarado culpable del primer cargo ya supondría la cadena perpetua para “Otoniel”, que tiene 50 años.

El jueves el abogado del colombiano, Alexei Schacht, se quejó de las condiciones en que su cliente se encuentra en una cárcel de Brooklyn, ya que está en una celda sin ventanas de la que sólo puede salir para reunirse con su defensor.

“Me gustaría intentar ponerlo en una unidad distinta en la que, a pesar de que estará solo, al menos podrá a veces ver el sol,” dijo Schacht. “Creo que, por ejemplo, ese es un pedido razonable”.

La jueza Irizarry fijó la próxima audiencia para el 2 de agosto.

Según los fiscales estadounidenses, Úsuga David fue líder del Clan del Golfo -también llamado Los Urabeños y Clan Úsuga- entre 2012 y hasta su captura en octubre de 2021. La organización ejerce control sobre cantidades enormes de territorio en la región de Urabá, en Antioquia, Colombia, una de las zonas que genera más ganancias por la venta de droga dada su proximidad a la frontera entre ese país y Panamá y las costas caribeñas y del Pacífico.

En Nueva York también se encuentra Daniel Rendón-Herrera, quien fue jefe del Clan del Golfo antes que “Otoniel” y se declaró culpable de narcotráfico en noviembre en Brooklyn. Se espera que sea sentenciado en noviembre.

La agencia antidrogas estadounidense DEA ha dicho que entre 2003 y 2021 el Clan del Golfo intentó importar más de 90.000 kilos de cocaína a Estados Unidos y que su agencia calcula que el valor de esa droga es de más de 2.000 millones de dólares.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.