EEUU: Solicitudes de pagos por desempleo caen a 268.000

·2  min de lectura
Un cartel que anuncia contrataciones por la temporada navideña es visto en una tienda minorista en Vernon Hills, Illinois, el 13 de noviembre del 2021. (AP Foto/Nam Y. Huh)

WASHINGTON (AP) — El número de estadounidenses que solicitaron ayuda por desempleo cayó por séptima semana consecutiva, a 268.000, el nivel más bajo durante la pandemia.

Las solicitudes bajaron por 1.000 la semana pasada respecto a la previa, informó el Departamento del Trabajo el jueves.

Las solicitudes de ayuda por desempleo son consideradas un indicador de los despidos y su declinación consistente este año —tras llegar a 900.000 una semana a inicios de enero— refleja la fuerte recuperación del mercado laboral de la recesión intensa causada por el coronavirus el año pasado. El promedio de solicitudes para cuatro semanas, que suaviza las volatilidades de semana a semana, también cayó a su nivel más bajo de la pandemia, apenas por debajo de 273.000.

Las solicitudes han estado bajando, hacia su nivel de prepandemia de alrededor de 220.000 por semana.

En total, 2,1 millones de estadounidenses estaban recibiendo prestaciones tradicionales por desempleo la semana que concluyó el 6 de noviembre, una baja de 129.000 comparado con la semana anterior.

Hasta el 6 de septiembre, el gobierno federal había añadido la ayuda estatal pagando 300 dólares adicionales semanales y extendiendo las prestaciones a los trabajadores independientes y a aquellos que llevaban seis meses o más sin empleo. Incluyendo los programas federales, el numero de personas que recibían alguna forma de ayuda por desempleo rebasó los 33 millones en junio de 2020.

El coronavirus vapuleó la economía de Estados Unidos el año pasado, forzando a muchos negocios a cerrar sus puertas o reducir sus horarios de operaciones y manteniendo a muchas personas en sus casas como medida de precaución de salud. En marzo y abril de 2020, las empresas eliminaron más de 22 millones de empleos.

Pro la economía comenzó a recuperarse este verano. Los consumidores, habiendo recibido cheques de ayuda del gobierno y ganando confianza a medida en que bajaban los casos de COVID-19, reanudaron sus gastos. Con el lanzamiento de las vacunas este año, comenzaron además a regresar a tiendas, restaurantes y bares.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.