EEUU sanciona a expresidente nicaraguense por corrupción

GISELA SALOMON
·3  min de lectura
ARCHIVO - En esta fotografía de archivo del 31 de octubre de 2011, Arnoldo Alemán, expresidente de Nicaragua que se postulaba para la reelección con el Partido Liberal Constitucionalista (PLC), da una conferencia de prensa en Managua, Nicaragua. (AP Foto/Esteban Felix, Archivo)
ARCHIVO - En esta fotografía de archivo del 31 de octubre de 2011, Arnoldo Alemán, expresidente de Nicaragua que se postulaba para la reelección con el Partido Liberal Constitucionalista (PLC), da una conferencia de prensa en Managua, Nicaragua. (AP Foto/Esteban Felix, Archivo)

MIAMI (AP) — El gobierno de Donald Trump incluyó el lunes al expresidente nicaragüense Arnoldo Alemán en una lista de funcionarios corruptos que tienen prohibido ingresar a Estados Unidos.

El secretario de Estado, Mike Pompeo, dijo que Alemán fue sancionado por haber incurrido en hechos de corrupción durante su gestión presidencial de 1997 a 2002, que incluyeron la malversación de millones de dólares de fondos públicos para su beneficio personal y el de su familia.

“Si bien esta designación se basa en acciones durante su tiempo en el gobierno, la corrupción de Alemán continúa reflejándose actualmente en Nicaragua”, expresó Pompeo en una nota en la que anunció la sanción. “Con esta designación estoy reafirmando la importancia de la responsabilidad y transparencia en las instituciones democráticas de Nicaragua”, dijo.

Alemán fue condenado a 20 años de cárcel por lavado de dinero y estuvo en prisión por un tiempo, pero luego fue sobreseído cuando apeló la sentencia y el caso llegó hasta la Corte Suprema de Justicia, que lo declaró inocente.

La designación tiene lugar bajo una ley que le permite al secretario de Estado incluir en la lista a funcionarios de gobiernos extranjeros que han participado de manera directa o indirecta en hechos de corrupción y a sus familiares inmediatos. Una vez en la lista, esas personas no pueden ingresar a Estados Unidos.

Además de Alemán, fueron incluidos algunos de sus familiares cercanos, entre ellos su esposa, María Fernanda Flores Lanzas, y sus hijos María Dolores Alemán Cardenal, María Alejandra Aleman Cardenal y Carlos Miguel Alemán Cardenal.

En un primer momento Pompeo había incluido entre los sancionados a José Alemán Cardenal, uno de los hijos del expresidente que falleció en 2002. Sin embargo, después de varias horas, el departamento de Estado corrigió la información y lo quitó de entre los miembros de la familia afectados por las sanciones. Fue entonces que también incluyó a María Alejandra y Carlos Miguel, que no estaban al principio.

En la lista de funcionarios cuyo ingreso ha sido vedado a Estados Unidos fueron incluidos también recientemente el diputado guatemalteco Felipe Alejos Lorenzana y su compatriota Delia Bec, el exministro venezolano Luis Alfredo Motta Domínguez y el exgobernador mexicano Roberto Sandoval Castañeda, entre otros.

Desde que asumió en el poder en 2017, Trump focalizó su gestión en las sanciones a tres países de Latinoamérica: Cuba, Venezuela y Nicaragua, a los que ha descrito como “la troika de la tiranía”.

Apenas trascendió la noticia Flores Lanzas, quien actualmente se desempeña como diputada de la Asamblea Nacional, dijo que no entendía las medidas porque Estados Unidos les quitó la visa a ella y al expresidente hace más de una década.

“Al doctor Alemán le da risa que el secretario Pompeo no sepa que él no tiene visa, se la quitaron hace más de 16 años como presión política y me afectaron a mí también”, manifestó la esposa del exmandatario a la publicación digital Nicaragua Actual.

“Esto es contrario a la justicia norteamericana”, dijo la ex primera dama y pidió al secretario de Estado “que revise (la sentencia de) la Corte de Atlanta (2008) donde Arnoldo Alemán fue encontrado inocente y sus bienes le fueron devueltos”.

El departamento de Estado no respondió de manera inmediata un pedido de información de The Associated Press.

Alemán se desempeña actualmente como presidente honorario del Partido Liberal Constitucionalista de Nicaragua, que es parte de la opositora Coalición Nacional. Su esposa, sin embargo, dijo que las sanciones estadounidenses no lo afectarán.

El Departamento de Estado expresó que las medidas reafirman el apoyo de Estados Unidos a las reformas políticas en instituciones claves de Nicaragua y con la población nicaragüense.