EEUU pide a México revisar posibles violaciones de derechos laborales bajo el T-MEC

·2  min de lectura

Estados Unidos anunció el lunes que solicitó a México revisar posibles violaciones de los derechos laborales en una fábrica de autopartes en el fronterizo estado de Coahuila, en el cuarto planteamiento de este tipo bajo el tratado de libre comercio de Norteamérica T-MEC.

El gobierno de Joe Biden dijo que el secretario del Trabajo, Marty Walsh, y la representante comercial de Estados Unidos, Katherine Tai, le pidieron a México ver si a los trabajadores de la planta de Teksid Hierro, ubicada en Ciudad Frontera, a unos 260 km de Laredo, Texas, se les están negando los derechos de libre asociación y negociación colectiva.

Teksid Hierro de México es filial del Grupo Fiat Chrysler, parte de la corporación multinacional Stellantis con sede en Amsterdam.

Esta solicitud es la cuarta en virtud del Mecanismo Laboral de Respuesta Rápida del Tratado México-Estados Unidos-Canadá (T-MEC), el acuerdo que reemplazó el 1 de julio de 2020 al Tratado de Libre Comercio de Norteamérica (TLCAN) vigente desde hacía casi 25 años.

"Esperamos colaborar con el gobierno de México para garantizar que los trabajadores puedan elegir a sus representantes sindicales libremente y sin interferencias", señaló Walsh en un comunicado.

El capítulo laboral del T-MEC obliga a los tres países a garantizar negociaciones colectivas auténticas, democracia sindical y libertad de asociación a los empleados de empresas que comercian en la región.

"Seguimos utilizando el Mecanismo Laboral de Respuesta Rápida del T-MEC para defender los derechos de los trabajadores", dijo de su lado Tai.

Además, Tai ordenó al Tesoro que suspenda la liquidación de todas las entradas de bienes no liquidados de la planta de Teksid Hierro.

Desde México, la secretaría de Economía acusó recibo del pedido de Washington y precisó que "cuenta con 10 días para notificar si realizará o no la revisión de la solicitud", según un comunicado.

De acuerdo con lo estipulado por el T-MEC, si México determinara que existe una denegación de derechos laborales, tiene 45 días a partir de este lunes para remediar la situación.

Estados Unidos presentó su primera demanda formal en virtud del T-MEC el 12 de mayo de 2021, por supuestas violaciones de los derechos de los trabajadores en una planta de General Motors (GM) en Silao, Guanajuato.

Días después, el 9 de junio de 2021, volvió a activar este mecanismo por quejas en la planta de autopartes de Tridonex en Matamoros, Tamaulipas.

En ambos casos, los derechos de los trabajadores fueron respetados en respuesta a las denuncias, algo celebrado por Washington.

El 18 de mayo pasado, Estados Unidos presentó nuevamente una solicitud de revisión a México en relación a derechos laborales, esta vez por una planta de repuestos para automóviles de Panasonic en Reynosa, Tamaulipas.

ad/rsr

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.