EEUU pide cuatro años de cárcel para el 'chamán de QAnon', asaltante del Capitolio

·2  min de lectura
Jacob Chansley, con un cartel que hace referencia a QAnon

Por Mark Hosenball

WASHINGTON, 17 nov (Reuters) - El alborotador del Capitolio de Estados Unidos apodado el "chamán de QAnon" por su tocado con cuernos se enfrenta este miércoles a un juez que podría condenarlo a más de cuatro años de prisión por su papel en el ataque mortal del 6 de enero de los seguidores del expresidente Donald Trump.

Los fiscales han pedido al juez de distrito Royce Lamberth que imponga una sentencia de 51 meses a Jacob Chansley, quien se declaró culpable en septiembre de obstruir un procedimiento oficial cuando él y miles de personas irrumpieron en el edificio en un intento de impedir que el Congreso certificara la elección del presidente Joe Biden.

"Los ahora famosos actos criminales del acusado Chansley lo han convertido en la cara pública del motín del Capitolio", dijeron los fiscales al pedir la sentencia de 51 meses. Sería la más dura impuesta a un alborotador del Capitolio, después de que un antiguo luchador de artes marciales mixtas que dio un puñetazo a un agente de policía durante el violento ataque fuera condenado la semana pasada a 41 meses de prisión.

Los abogados de Chansley han solicitado al juez una sentencia de tiempo cumplido para su cliente, que ha estado detenido desde su arresto en enero.

Durante su detención, los funcionarios de la prisión diagnosticaron a Chansley esquizofrenia transitoria, trastorno bipolar, depresión y ansiedad. Cuando se declaró culpable, Chansley dijo que estaba decepcionado porque Trump no lo había indultado.

Trump fue destituido por la Cámara de Representantes y absuelto por el Senado de la acusación de incitar a los disturbios del 6 de enero por un encendido discurso que precedió a los hechos en el que pidió a sus seguidores "luchar como demonios".

Cuatro personas murieron durante los altercados. Un agente de la Policía del Capitolio que había sido atacado por los manifestantes murió al día siguiente de los disturbios y cuatro policías que participaron en la defensa del Capitolio se quitaron la vida posteriormente. Unos 140 policías resultaron heridos.

El abogado de la defensa, Albert Watkins, dijo que la Marina de los Estados Unidos había determinado en 2006 que Chansley sufría un trastorno de la personalidad, pero que, no obstante, lo declaró "apto para el servicio".

(Reporte de Mark Hosenball; edición de Dan Grebler, traducido por Tomás Cobos)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.