EEUU: Fracasa intento de NSO de evadir demanda de WhatsApp

ARCHIVO - La bandera estadounidense ondea frente al edificio de la Corte Suprema, en Washington, el 27 de junio de 2022. (AP Foto/Patrick Semansky, archivo) (ASSOCIATED PRESS)

WASHINGTON (AP) — La Corte Suprema de Estados Unidos rechazó el lunes un intento de un fabricante de spyware israelí de echar abajo una demanda presentada por el servicio de mensajes WhatsApp.

Los jueces ratificaron fallos de tribunales inferiores contra la firma israelí NSO Group. WhatsApp afirma que NSO dirigió un spyware altamente sofisticado hacia alrededor de 1.400 usuarios del servicio de mensajes encriptados.

Meta Platforms Inc., propietaria de WhatsApp y Facebook, trata de bloquear NSO de las plataformas y servidores de Facebook y subsanar daños no especificados.

NSO argumentó que debería ser reconocida como un agente de un gobierno extranjero y, por ello, tener derecho a la inmunidad según las leyes estadounidenses que limitan las demandas contra países. La petición apela un par de fallos anteriores de cortes federales que rechazaron argumentos similares de la compañía israelí.

El gobierno del presidente estadounidense Joe Biden recomendó que la corte rechace la apelación. El Departamento de Justicia escribió que “NSO claramente no tiene derecho a la inmunidad aquí”.

El principal producto de NSO, Pegasus, permite a los operadores infiltrarse de manera encubierta en el teléfono móvil de un objetivo, obteniendo acceso a mensajes y contactos, la cámara y el micrófono y el historial de ubicación. Sólo agencias gubernamentales encargadas de hacer cumplir la ley pueden comprar el producto y todas las ventas deben ser aprobadas por el Ministerio de Defensa de Israel, de acuerdo con NSO. La compañía no revela quiénes son sus clientes.

WhatsApp asegura que al menos 100 de los usuarios relacionados con su demanda son periodistas, activistas de derechos y miembros de la sociedad civil. Los detractores han señalado que los clientes de NSO incluyen a Arabia Saudí, los Emiratos Árabes Unidos, Jordania y Polonia y que tales países han abusado del software para espiar a opositores y reprimir a disidentes.