EEUU facilita acceso al aborto a migrantes jóvenes detenidas

En esta imagen del 9 de julio de 2019 se ve a inmigrantes jugando al fútbol en el centro de retención para niños migrantes más nuevo del gobierno federal, en Carrizo Springs, Texas. (AP Foto/Eric Gay, Archivo) (ASSOCIATED PRESS)

SANTA FE, Nuevo México, EE.UU. (AP) — El gobierno de Estados Unidos tomó medidas el jueves para garantizar que las migrantes jóvenes embarazadas que se encuentran detenidas pero sin compañía de sus padres puedan tener acceso a servicios de aborto, asignándolas a albergues en estados que aún permiten el procedimiento.

En caso de ser necesario, las migrantes embarazadas menores de 18 años que quieran interrumpir su embarazo también recibirían transportación para salir de estados como Texas, en donde el aborto está prácticamente prohibido bajo cualquier circunstancia, hacia una entidad en donde la práctica sea legal, según ordenó por escrito la Oficina de Reasentamiento de Refugiados (ORR, por sus siglas en inglés).

Los cambios por parte del gobierno del presidente Joe Biden se producen después de que la Corte Suprema revirtió en junio pasado el derecho nacional al acceso al aborto. Los defensores de los derechos al aborto aseguran que los nuevos lineamientos cumplen las órdenes del tribunal que frenaron los esfuerzos para negar el procedimiento a las jóvenes migrantes durante el gobierno del exmandatario Donald Trump.

La medida actualizada indica que los funcionarios del gobierno y contratistas que tengan objeciones religiosas al aborto no tienen la obligación de ayudar a brindar acceso, pero deben notificar a las autoridades sobre cualquier joven migrante embarazada.

La directriz debería brindar acceso a la atención médica para las jóvenes migrantes que llegan al país sin compañía de un adulto y que en muchos casos están huyendo de la violencia, incluyendo agresiones sexuales, declaró la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU por sus iniciales en inglés). Las migrantes que atraviesan Centroamérica y México en su camino hacia Estados Unidos a menudo son víctimas de extorsión y violación.

“Aplaudimos la decisión de la Oficina de Reasentamiento de Refugiados de enviar a las migrantes embarazadas y sin compañía de un adulto a estados en donde puedan tener acceso a la amplia gama de atención médica que puedan necesitar, incluyendo el aborto”, dijo Brigitte Amiri, subdirectora del Proyecto de Libertad Reproductiva de la ACLU.

La oficina de refugiados es parte del Departamento de Salud y Servicios Humanos y es responsable de supervisar la atención a los migrantes menores de edad que son encontrados viajando sin la compañía de un adulto.