EEUU extradita a México a exgobernador de Chihuahua

·3  min de lectura
ARCHIVO - El gobernador del estado fronterizo de Chihuahua, en el norte de México, César Duarte, asiste a la 30ª Conferencia Anual de Gobernadores Fronterizos en Albuquerque, Nuevo México, el 5 de octubre de 2012. El Departamento de Relaciones Exteriores de México dijo el jueves 2 de junio de 2022 que Duarte ha sido extraditado a México para enfrentar cargos de corrupción derivados de su tiempo en el cargo. (AP Foto/Susan Montoya Bryan, Archivo) (ASSOCIATED PRESS)

CIUDAD DE MÉXICO (AP) — Estados Unidos extraditó el jueves a México a César Duarte, exgobernador del estado fronterizo de Chihuahua acusado de diversos cargos de corrupción y de haber malversado millones de dólares de fondos público, informó la cancillería y la fiscalía federal mexicana en un comunicado conjunto.

Duarte gobernó ese estado vecino de Texas de 2010 a 2016 por el Partido Revolucionario Institucional (PRI). Al acabar su mandato, se trasladó a vivir a Estados Unidos y fue detenido en Miami en 2020 gracias a una orden de captura con fines de extradición emitida un año antes. Se le acusa de los delitos de peculado y asociación delictuosa, ambos con penalidad agravada.

El exmandatario quedará en custodia de la fiscalía del estado norteño, que es la que se encarga de ese proceso legal.

Según la acusación, Duarte, en colaboración con otros funcionarios y con personas ajenas a la función pública, “logró efectuar acciones que resultaron en el desvió de recursos públicos por la cantidad de más de 96 millones de pesos mexicanos (unos 4,8 millones de dólares) extraídos entre los años 2011 y 2014", indicó el gobierno mexicano el jueves. Se estima que hay más de 40 exfuncionarios involucrados.

La fiscalía estadounidense que estudió el caso en Miami, donde Duarte permaneció detenido casi dos años, focalizó su atención en una serie de testigos reservados que trabajaban en el gobierno de Chihuahua y han asegurado que Duarte les ordenaba desviar fondos públicos para fines personales, como pagar impuestos y tarjetas de crédito.

Su sucesor al frente del gobierno estatal, Javier Corral, del Partido de Acción Nacional (PAN), aseguró que Duarte dejó tras de sí una “amplia red de corrupción” y una deuda estatal de más de 2.000 millones de dólares.

En paralelo a esos delitos, que son del ámbito estatal, existen investigaciones que apuntan a que desvió dinero público para la campaña electoral de 2016 del PRI, el partido del expresidente Enrique Peña Nieto, un delito que debe perseguirse en el fuero federal.

La actual gobernadora, Maria Eugenia Campos, también del PAN y en el poder desde 2021, en un video divulgado en sus redes sociales garantizó que en su gobierno “no habrá ni perdón ni olvido para los exgobernadores” y se mostró dispuesta a colaborar con la fiscalía federal si decide atraer el caso. “En Chihuahua estamos listos para que se dé continuidad a las investigaciones y se lleven a cabo los procesos de ésta y de todas las denuncias pendientes”, dijo Campos.

La Fiscalía General de la República no ha hecho ningún pronunciamiento que indique que vaya a encargarse del proceso.

Los abogados de Duarte no respondieron de forma inmediata a una solicitud de comentario por parte de The Associated Press pero el exfuncionario ha negado en el pasado estar involucrado en cualquier actividad criminal. Su defensa intentó evitar su extradición a México con el argumento de que existían motivaciones políticas detrás de las acusaciones y que su vida correría peligro.

Duarte es uno de varios exgobernadores del PRI que huyeron del México luego de ser acusados de corrupción.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.