EEUU: Corte Suprema endurece normas para obtener órdenes judiciales en disputas laborales

Oficiales de policía de la Corte Suprema montan guardia afuera del edificio del organismo, el jueves 13 de junio de 2024, en Washington. (AP Foto/Mark Schiefelbein)

WASHINGTON (AP) — La Suprema Corte hizo que las normas para que el gobierno federal obtenga órdenes judiciales cuando sospeche que una empresa interfiere en las campañas de sindicalización sean más estrictas, en un caso derivado de una disputa laboral con Starbucks.

Los magistrados endurecieron las normas sobre cuándo un tribunal federal puede emitir un fallo para proteger los puestos de los trabajadores durante una campaña de sindicalización.

La Corte rechazó unánimemente una decisión que algunos tribunales habían aplicado a las órdenes solicitadas por la Junta Nacional de Relaciones del Trabajo (NLRB, por sus siglas en inglés), favoreciendo, en cambio, un umbral más alto, solicitado por Starbucks, el cual se debe satisfacer en la mayoría de las demás disputas sobre órdenes o mandatos judiciales.

La NLRB argumentó que la Ley Nacional de Relaciones Laborales, que gobierna al organismo, ha permitido durante más de 75 años que los tribunales concedan mandatos temporales si encuentran que las solicitudes son “justas y adecuadas”. El organismo dijo que la ley no le exige probar otros factores y que su intención es limitar el papel de los tribunales.

Tras la decisión, Starbucks dijo, “Las normas federales constantes son importantes para garantizar que los empleados conozcan sus derechos y para que las prácticas laborales constantes se mantengan, sin importar en qué parte del país trabajan y viven”.

Pero Lynne Fox, presidenta del sindicato que representa a los trabajadores, dijo que Starbucks debió haber desechado el caso como parte de su actitud más conciliadora hacia los esfuerzos de sindicalización. “Los trabajadores tienen muy pocas herramientas para protegerse y defenderse cuando sus empleadores violan la ley. Eso hace que la decisión tomada hoy por la Corte Suprema sea particularmente atroz”, dijo Fox, presidenta de Workers United.