Seúl y Washington inician unas maniobras militares reducidas por la pandemia

Agencia EFE
·2  min de lectura

Seúl, 8 mar (EFE).- Corea del Sur y EE.UU. iniciaron hoy unas maniobras militares conjuntas de primavera reducidas a mínimos por la pandemia y entre dudas sobre cómo podría reaccionar Corea del Norte, informó el Estado Mayor Conjunto (JCS) surcoreano.

Los ejercicios de puestos de mando (CPX) arrancaron este lunes y concluirán el próximo 18 de marzo, confirmó a Efe un portavoz del Ministerio de Defensa surcoreano.

El mismo portavoz ha insistido en que los CPX, que principalmente se basan en una simulación por ordenador, no incluyen ningún tipo de maniobra al aire libre, al tiempo que el número de tropas y equipamiento empleados "han sido reducidos al mínimo" este año debido a la pandemia.

Desde 2019, los tradicionales ejercicios de primavera no han incluido maniobras al aire libre de cara a favorecer el diálogo con Corea del Norte, y Seúl y Washington a su vez han dispersado este tipo de despliegues a lo largo del año para evitar hacerlos de manera concentrada y enviar un mensaje más conciliatorio a Pionyang.

Por otro lado, la pandemia ya obligó a cancelar los juegos de guerra de la primavera de 2020, al tiempo que las maniobras estivales también se realizaron en una escala muy reducida.

Existen dudas sobre la posible respuesta que dará Corea del Norte, que considera estos ejercicios como un ensayo para invadir su territorio.

El portavoz del Ministerio de Unificación surcoreano, Lee Jong-joo, destacó hoy en una rueda de prensa la naturaleza "flexible y reducida" de estos ejercicios, por lo que dijo que Seúl espera que Pionyang responda a los mismos de una manera "sensata y flexible".

El diálogo sobre desnuclearización con Pionyang se mantiene estancado desde la cumbre de Hanói de febrero de 2019, en la que Washington se negó a levantar sanciones por considerar insuficiente la oferta de desarme del régimen.

Tras el fracaso de la administración Trump para resolver el conflicto, el líder norcoreano, Kim Jong-un, instó en enero al nuevo Gobierno estadounidense de Joe Biden a proponer nuevas alternativas para retomar el diálogo, advirtiendo que Pionyang prepara nuevas pruebas de armas.

El inicio de los ejercicios de primavera coincide con el principio de acuerdo anunciado hoy entre Corea del Sur y EE.UU. sobre el reparto de costes asociados a la presencia de tropas estadounidenses en el país asiático.

Esto cierra una disputa que se mantenía desde hacía más de un año ante la insistencia de Trump en que Seúl multiplicara por cinco su contribución.

(c) Agencia EFE