EE.UU. establece un fondo de ayuda a Afganistán de 3.500 millones de dólares

·2  min de lectura

Washington, 14 sep (EFE).- El Departamento del Tesoro estadounidense informó este miércoles de la creación de un fondo de ayuda al pueblo de Afganistán por 3.500 millones de dólares para "mitigar los desafíos económicos" que enfrenta el país como consecuencia de la llegada al poder de los talibanes hace un año.

Los talibanes, explicó la entidad en un comunicado, no forman parte del Fondo Afgano, y se han implementado "sólidas salvaguardias" para evitar que los fondos se utilicen para actividades ilícitas.

"La represión y la mala gestión económica de los talibanes han exacerbado los desafíos económicos de largo plazo para Afganistán, incluso a través de acciones que han disminuido la capacidad de las instituciones económicas afganas", apuntó el subsecretario del Tesoro, Wally Adeyemo.

A través de una orden ejecutiva, el presidente Joe Biden estableció una política que permitirá que 3.500 millones de dólares de las reservas del banco central afgano se utilicen en beneficio del pueblo de Afganistán, mientras "las mantiene fuera del alcance de los talibanes y otros actores malignos", apuntó el comunicado.

El Fondo Afgano mantendrá su cuenta en el Banco de Pagos Internacionales (BIS) con sede en Suiza y protegerá, preservará y realizará desembolsos específicos para ayudar a proporcionar una mayor estabilidad a la economía afgana.

"El pueblo de Afganistán enfrenta crisis humanitarias y económicas derivadas de décadas de conflicto, sequía severa, covid-19 y corrupción endémica", apuntó la secretaria de Estado adjunta de los Estados Unidos, Wendy Sherman.

Según el Banco Mundial, desde la llegada de los talibanes al poder los ingresos y la producción económica en Afganistán han caído entre un 20 y un 30 %, las importaciones han disminuido aproximadamente un 40 % y alrededor del 70 % de los hogares afganos informan que no pueden satisfacer por completo las necesidades alimentarias o no alimentarias básicas.

Los desembolsos del Fondo Afgano propiciarían, por ejemplo, que Afganistán se mantenga al día con los pagos de su deuda a las instituciones financieras internacionales, lo que preservaría su elegibilidad para la asistencia para el desarrollo y el pago de importaciones críticas.

(c) Agencia EFE