EE.UU. desperdició por lo menos 15 millones de dosis de vacunas contra el coronavirus en seis meses

·2  min de lectura
Las pérdidas masivas involucran sobre todo a farmacias y gobiernos estatales
Agencia AFP

WASHINGTON.- Mientras decenas de países luchan con la falta de vacunas contra el coronarivus, a las que acceden con cuentagotas, Estados Unidos tiró al menos 15 millones de dosis desde marzo pasado, según un informe que revela la magnitud del desperdicio de un bien escaso.

La cifra es mucho más alta de lo que se pensaba y está incluso subestimada, según el informe de la cadena NBC News, porque se basa en datos informados por farmacias, estados y otros proveedores, mientras faltan datos de al menos siete estados y de las principales agencias federales.

El impactante salto de Ecuador: en un mes pasó de tener el 13% a la mitad de la población vacunada con dos dosis

Cuatro cadenas nacionales de farmacias informaron más de 1 millón de dosis desperdiciadas cada una, según datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades en respuesta a una solicitud de registros públicos. Walgreens reportó el mayor desperdicio de cualquier farmacia, estado u otro proveedor, con casi 2,6 millones de dosis. CVS informó 2,3 millones de dosis desperdiciadas, mientras que Walmart informó 1,6 millones y Rite Aid 1,1 millones.

Las razones del desperdicio de dosis varían e incluyen viales agrietados, errores en la dilución de vacunas, mal funcionamiento del congelador, y más dosis en un vial que las personas que las desean, con un período limitado de unas pocas horas para usar un vial una vez perforado.

Farmacias  y gobiernos estatales desecharon millones de dosis
AP


Farmacias y gobiernos estatales desecharon millones de dosis (AP /)

La noticia se produce en momentos en que los países menos desarrollados luchan por vacunar a sus poblaciones debido a las limitaciones de suministro, con el continente de África con solo un 2,8% completamente vacunado, según datos públicos recopilados por Our World in Data.

Estados Unidos, por otro lado, lleva administrados alrededor de 440 millones de dosis y vacunó al 52 por ciento de su población -una cifra que habría sido mucho mayor de no ser por el escepticismo hacia la vacunación entre un gran segmento de personas- mientras las autoridades redoblan el esfuerzo para incentivar la vacunación ante el avance de la variante delta.

Más de un millón de estadounidenses recibieron ya una tercera dosis debido al debilitamiento progresivo de la inmunidad, y el país planea hacer que las terceras inyecciones estén disponibles para todos ocho meses después de la segunda, a partir de finales de este mes.

“Cataratas” en las estaciones: impresionantes videos del subte de Nueva York durante las inundaciones que dejaron 22 muertos

“Es una cuestión de equidad”, dijo a NBC Tim Doran, profesor de políticas de salud en la Universidad de York. “Tenés un país muy rico con buen acceso a las vacunas, básicamente desechando las vacunas”.

“Es realmente trágico que tengamos una situación en la que se desperdicien las vacunas mientras muchos países africanos no han vacunado ni al cinco por ciento de su población”, señaló por su parte Sharifah Sekalala, profesora de la Universidad de Warwick de Inglaterra, que estudia desigualdades en enfermedades infecciosas.

Estados Unidos prometió donar alrededor de 600 millones de dosis para países de ingresos medios y bajos, pero hasta principios de agosto solo había donado 110 millones.

Agencia AFP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.