“Eduardo, vení a buscar a Juan Cruz”: la banda que ayudó a un chico perdido en San Telmo grabará el tema viral

·5  min de lectura
Los músicos de Ultimátum, Pablo García, Pablo Kraus y Harry Barcia; y Rubén Darío, que fue quien también participó de la búsqueda de Eduardo
Los músicos de Ultimátum, Pablo García, Pablo Kraus y Harry Barcia; y Rubén Darío, que fue quien también participó de la búsqueda de Eduardo - Créditos: @Fabián Marelli

“Hagan algo con esto”, le dijo un amigo a Pablo Kraus, bajista y cantante de Ultimátum, el grupo musical que revolucionó las redes sociales con el ya clásico “Eduardo, vení a buscar a Juan Cruz”. El mensaje llegó el domingo pasado a la tarde, cuando gran parte de los usuarios de Twitter ya entonaban la letra de la canción que surgió para alertar sobre un chico que se había perdido el día anterior en la Plaza Dorrego de San Telmo. Su padre, Eduardo, lo encontró luego de que una multitud cantó ese tema, que, ahora, los músicos grabarán formalmente.

Inutilidad ponderada: cuánto tiempo dedicamos a tareas digitales improductivas

“Nunca pensamos que fuera a pasar algo así. Lo hicimos sin intención, sin esperar nada a cambio, como lo hacemos siempre. Creemos que esto fue un premio”, indicó Kraus, en diálogo con LA NACION, que, junto a Harry Barcia (guitarrista y cantante), Pablo García (baterista) y Daniel German (guitarrista) componen Ultimátum, una banda de rock que toca todos los sábados en el Café del Árbol, en San Telmo.

“Yo ya soy grande y estoy más cerca de jubilarme que otra cosa. Nunca pensé que a esta altura de mi vida me fuera a pasar una cosa así –señaló Barcia–. Somos artistas callejeros, y nos ganamos la vida haciendo esto y tocando a la gorra. Es difícil la vida del artista”, sentenció.

“Nunca pensamos que fuera a pasar algo así. Lo hicimos sin intención, sin esperar nada a cambio, como lo hacemos siempre. Creemos que esto fue un premio”, indicó Kraus
“Nunca pensamos que fuera a pasar algo así. Lo hicimos sin intención, sin esperar nada a cambio, como lo hacemos siempre. Creemos que esto fue un premio”, indicó Kraus - Créditos: @Fabián Marelli

En tanto, Kraus, comentó sobre la búsqueda para hacerse conocidos y para que su música llegase a un público más amplio: “Siempre nos preguntamos por la llave que nos llevara a crecer. Nos dedicamos a hacer covers y además componemos nuestras canciones. Le ponemos mucho trabajo a lo que hacemos. Nunca nos imaginamos que las llaves serían Juan Cruz y la persona que subió el video”.

Jeremías Madrazo, que filmó, editó y subió el video a las redes sociales, contó en diálogo con LA NACION cómo se sucedieron los hechos ese sábado en San Telmo: “Estaba con una amiga mirando artesanías en la Plaza Dorrego y, de repente, empezamos a escuchar aplausos y vemos un nene llorando. Vemos que una persona se lo sube a los hombros y que empiezan a pedir por el papá. Los artistas empiezan a pedir por Eduardo y escuchamos que alguien del público los sigue con los coros y la banda acompañó”.

Madrazo, que estudia diseño de imagen y sonido, se dedica a recopilar vídeos curiosos de la ciudad y sube un resumen de lo que encuentra una vez por semana. Atento a buscar historias, se apuró a filmar y subirlo a todas sus redes. “Tuve que desinstalar la aplicación [por Twitter], porque se me había trabado por la cantidad de notificaciones que me llegaban”, precisó.

Un detalle curioso de esta historia es que el hombre que, en el video, cargó en sus hombros a Juan Cruz es un exTitanes en el Ring. Su nombre es Rubén Darío y, además de ser que asistió al chico perdido en San Telmo, interpretó a Richard Curtis el tenista, en el programa de Martín Karadagian.

“Hicimos como en la playa, empezamos a aplaudir y todo el mundo se enganchó. Los chicos [por los músicos] empezaron a tocar, ‘cazaron’ lo de Eduardo y todo el mundo empezó a agitar. Mientras, yo lo ablandaba al nene que estaba asustado y le decía ‘viste, están pidiendo por vos‘”, rememoró Darío.

Educación. Menos del 14% de los estudiantes secundarios en situación de pobreza logra un buen desempeño

Un nuevo hit

Con humildad, los músicos, enfatizaron que el fenómeno “surgió espontáneamente, de todos los que estábamos ahí”, y agregaron que el detalle del nombre compuesto de Juan Cruz hizo que el final del estribillo tuviera mucha fuerza y le diera potencia a la canción.

Los artistas callejeros precisaron a LA NACION que ya hablaron con la Sociedad Argentina de Autores y Compositores (Sadaic) para patentar el tema y que piensan grabar la canción “respetando la versión original”.

De izquierda a derecha: Harry Barcia, cantante y guitarrista; Pablo Kraus, bajista y cantante; Pablo García, baterista; y Rubén Darío
De izquierda a derecha: Harry Barcia, cantante y guitarrista; Pablo Kraus, bajista y cantante; Pablo García, baterista; y Rubén Darío - Créditos: @Fabián Marelli

“Creemos que si lo hacemos de manera convencional va a perder su esencia. Vamos a dejar la primera parte, antes del estribillo, en el que pedimos por el padre y damos detalle del nene perdido –explicó Barcia–. Podemos hacer una letra y completarlo, pero después nos dimos cuenta de que lo mejor era respetar la versión original”, sentenció.

“Les cayó un ángel”, repite Alicia Muñoz, dueña del Café del Árbol, y agregó que se alegra mucho de lo que les está pasando a los músicos. “Son muy buenas personas, siempre preguntan si alguien cumple años y le cantan”, indicó.

Muñoz señaló que si bien hace cinco años que los artistas trabajan en el local gastronómico, “ese sábado fue una locura, explotó el teléfono de todos”. Además, indicó que están a la espera de lo que pase el sábado próximo y detalló: “Es una mezcla de ansiedad y alegría”.

Reflexivo, Kraus señaló: “Este era un hecho para no ponerle música, porque era algo desgraciado para una persona. Sin embargo, le pusimos música con buenas intenciones, con buena onda y salió esto”.

En la misma línea, Barcia coincidió y agregó: “¿Sabés cuántas veces de mi vida la música transformó el dolor en algo hermoso? Acá pasó lo mismo”.