Economista: Ucrania necesita ayuda; más sanciones a Rusia

·2  min de lectura
UCRANIA-GUERRA-ECONOMÍA (AP)
UCRANIA-GUERRA-ECONOMÍA (AP)

Aparte del costo humano de la guerra, los esfuerzos de Ucrania para defenderse de Rusia están creando una severa carga financiera en el país que el mismo solamente puede soportar con ayuda exterior, dijo el jueves un importante economista el gobierno ucraniano.

La velocidad de una victoria, sin embargo, dependerá en gran parte de las presiones que los aliados de Ucrania ejerzan sobre Rusia, dijo Oleg Ustenko, principal asesor económico del presidente Volodymyr Zelenskyy.

Ucrania tiene ahora un déficit fiscal mensual de 5.000 millones de euros, comparado con déficit de 7.000 millones que el país había proyectado para todo el 2022 antes del comienzo de la guerra.

“Los pronósticos preguerra de un crecimiento económico de 3-4% en el 2022 también han sido arruinados y se espera que el producto interno bruto se contraiga por entre 30-40% este año, con fábricas en ruinas y vastas áreas de tierras fértiles inaccesibles o demasiado peligros para la agricultura", dijo Ustenko.

“El daño a nuestra economía por esta guerra está en el nivel de 1 billón de dólares”, le dijo a The Associated Press en una entrevista en Berlín. Eso equivale a cinco veces el PIB del país en el 2021, añadió.

Pero, aunque Ucrania espera más ayuda monetaria de sus aliados, el país quiere además desesperadamente sanciones más duras contra Moscú para restringir la maquinaria de guerra rusa, dijo.

"Proveernos financiamiento y proveernos armamento y municiones es extremamente importante”, dijo. “Pero igualmente importante es continuar asegurándonos de que el país que nos está agrediendo es realmente aislado de cualquier financiamiento posible”.

Con los precios de la energía elevados, Rusia está recibiendo más cada día de sus exportaciones de crudo, gas y carbón que lo que está gastando en la guerra, dijo Ustenko.

Gran parte de ese dinero proviene de Europa, dijo Ustenko. “Es ridículo”.

“Por una parte, estamos hablando de la necesidad de ayudar financieramente a Ucrania. Por la otra, la gente en Europa sigue enviándole dinero a Rusia”.