La economía da señas de que los consumidores están gastando menos (pero se están endeudando más)

El producto interno bruto estadounidense creció un 2.6% en el último año impulsado por mejoras en la economía ocurridas entre junio y septiembre luego de las contracciones de trimestres anteriores. Entretanto, el gasto de los consumidores aumentó un 0.4%.