Ebrard: vamos por dignidad en relación con EU

Ariadna García

CIUDAD DE MÉXICO, diciembre 4 (EL UNIVERSAL).- La aspiración de México sobre la relación con Estados Unidos es que la coexistencia se lleve a cabo en el marco del respeto a la Constitución y la dignidad mexicana.

Así lo señaló el canciller Marcelo Ebrard, en el marco de su comparecencia ante el pleno del Senado, en donde el tema mayoritario fue la relación de México con Estados Unidos.

Enumeró temas relacionados con la Unión Americana: el conflicto migratorio, el proceso de ratificación del T-MEC, el tráfico ilícito de armas y dinero hacia las organizaciones criminales y el consumo de drogas.

"Hay muchos otros asuntos con los Estados Unidos, pero les diría lo siguiente: ¿A qué aspiraríamos entonces? A que la coexistencia con Estados Unidos se dé en el marco del respeto a México, a su Constitución y a la dignidad del país, de nuestro país", expresó.

Ebrard Casaubon reconoció que contra viento y marea se va a preservar la soberanía mexicana, y se va a perseverar y triunfar.

PRI, PAN, PRD y MC cuestionaron al secretario de Relaciones Exteriores sobre la política migratoria que tiene actualmente México.

En el inicio de su discurso, Marcelo Ebrard agradeció al Senado por el acompañamiento que dio en junio pasado ante el amago del gobierno estadounidense de imponer aranceles si el tema migratorio no era contenido.

Terrorismo. Al referirse al tema de la posibilidad de que Estados Unidos declare organizaciones terroristas a los cárteles mexicanos, Ebrard dijo que hoy en día el problema principal es que se tiene una delincuencia trasnacional. Tan sólo de Estados Unidos, mencionó, llega a México 70% de armas ilícitas confiscadas, además de una importante cantidad de recursos que manejan los grupos delictivos.

"Tenemos que compartir la carga, las medidas, las acciones, los compromisos", mencionó.

Por el caso de los LeBarón, añadió, se compartió al FBI la información de todos los casquillos recogidos en la escena del crimen y la inmensa mayoría es de manufactura estadounidense.

Al referirse al Tratado de Libre Comercio con la Unión Americana y Canadá, Ebrard se comprometió: "No habrá nada que ustedes no conozcan, no nos autoricen o modifiquen", apuntó.

La senadora del PRI, Beatriz Paredes, consideró que en México hubo un apresuramiento para ratificar el acuerdo comercial.

Ebrard le respondió que México no se precipitó en la ratificación del T-MEC, porque de no haberse refrendado, hoy se estaría pidiendo la revisión de todos los temas, no solamente el laboral y el ambiental.

La senadora Alejandra Reynoso (PAN), cuestionó al Canciller sobre las funciones que desempeña.

"Es usted, según muchos, un vicepresidente o un presidente del exterior, pero además se ocupa de muchos otros temas que van desde la migración hasta la seguridad", señaló. Ebrard negó el hecho.

"No, en México no hay vicepresidentes, soy secretario de Relaciones Exteriores, ahí están las facultades establecidas en la ley. No aspiro a nada más, más que a cumplir con mi trabajo. El señor Presidente me ha delegado esa representación. Bueno, pues es mi función legal. Imagínense un secretario de Relaciones Exteriores que no representara a México en todos los foros. Tenemos mucho Presidente y no necesitamos vicepresidentes", puntualizó.