Duque mantendrá a los militares en ciudades con desmanes y advierte que no tolerará violencia ni vandalismo en Colombia

Redacción - BBC News Mundo
·3  min de lectura
Duque
Duque anunció que los militares se "mantendrán" en las ciudades donde ha habido mayor número de altercados.

El presidente de Colombia, Iván Duque, anunció este sábado que mantendrá a los militares en las ciudades donde se han reportado altercados y "actos de vandalismo" asociados a las protestas que estremecen el país desde hace cuatro días y que han dejado al menos seis muertos.

"La figura de asistencia militar seguirá vigente en los centros urbanos donde existe un alto riesgo para los ciudadanos y donde se requiere emplear toda la capacidad del Estado para proteger a la población", dijo en una alocución televisiva.

Duque indicó, además, que su gobierno "no tolerará más actos de violencia ni vandalismo" durante las manifestaciones.

El polémico despliegue de militares se mantendrá, según dijo el mandatario, "hasta que cesen los hechos de grave alteración de orden público".

El país sudamericano, duramente golpeado por la pandemia de coronavirus, se sumió desde el pasado miércoles en jornadas de intensas protestas contra una propuesta de reforma tributaria.

Qué está pasando

Sindicatos de Colombia convocaron a manifestaciones en las principales ciudades el pasado 18 de abril en protesta contra la propuesta de reforma tributaria, que incluiría un aumento de los impuestos sobre la renta y productos básicos.

El gobierno colombiano sostiene la necesidad de la reforma tributaria por causa del enorme gasto que ha debido afrontar el país para sostener los programas sociales que se introdujeron durante la pandemia de covid-19.

Lo que comenzó como protestas pacíficas se tornó violenta en algunas ciudades, donde se registraron ataques contra edificios de gobierno y el sistema de transporte.

Las protestas se han vuelto particularmente violentas en Cali, la tercera ciudad más grande del país, donde se han registrado incendios de autobuses y saqueos, así como destrucción de bancos, oficinas y locales comerciales.

Como resultado, varios gobiernos locales declararon toques de queda y se desplegó la policía y el Ejército.

Sin embargo, los alcaldes de algunas de las principales ciudades se opusieron a la presencia de militares en las calles.

Cali
Los disturbios y los actos más graves de vandalismo se registraron en Cali.

Organismos de derechos humanos aseguran que las protestas han conllevado a al menos 14 muertos, aunque la cifra no ha sido confirmada.

Según el Defensor Nacional del Pueblo, Carlos Camargo, tres manifestantes murieron en Cali y se estaban investigando otras tres muertes.

La organización de derechos humanos Human Rights Watch indicó que había recibido informes de posibles abusos policiales en Cali.

Según informaron medios locales, este sábado ocurrieron actos vandálicos aislados, enfrentamientos entre policías y manifestantes y bloqueos de carreteras en varias ciudades.

Mientras, en la capital fue desplegada la policía antidisturbios.

Las protestas del sábado tuvieron lugar pese a un anuncio de Duque a última hora del viernes de que la reforma ahora no incluirá el impuesto a las ventas de alimentos o servicios públicos o una expansión del impuesto sobre la renta.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.