Duelo real: la reina Máxima lamenta la pérdida de su tío materno por coronavirus

·2  min de lectura
La reina Máxima de Holanda sufrió la pérdida de su único tío materno, Jorge Cerrutti, que tenía 77 años y padecía coronavirus
Instagram / koninkiljkhuis

La reina Máxima de los Países Bajos sufrió la pérdida de un familiar cercano: se trata de Jorge Horacio Cerruti, de 77 años, tío materno de la monarca holandesa, que murió en una clínica en la ciudad de San Nicolás el jueves pasado luego de dar positivo de coronavirus.

La playa en la que mucha gente se ahogó con el agua a la altura de la rodilla

Cerruti era el único hermano varón de María del Carmen Cerruti de Zorreguieta, la madre de Máxima. Por las restricciones sanitarias que rigen en el país a causa de la pandemia, la monarca no pudo viajar a la Argentina para despedirlo y acompañar a su madre en este difícil momento familiar.

El domingo, el diario LA NACION publicó ocho avisos de despedida a Jorge Cerruti, que estaba casado con María Elena Sierra, y tenía cuatro hijos -Alejandro, Mariana, Santiago y Francisco- y nueve nietos. Cerruti era veterinario rural, aficionado a montar a caballo y al polo. Le gustaba mantener un bajo perfil y no tenía redes sociales.

Los avisos fúnebres publicados el domingo en este diario
Captura diario La Naci


Los avisos fúnebres publicados el domingo en este diario (Captura diario La Naci/)

El tío de Máxima no tenía una relación fluida con su sobrina, debido a los compromisos y la rutina de la reina consorte, aunque en 2002 viajó junto a su esposa a la boda real con el entonces príncipe Guillermo de Holanda en la catedral de Ámsterdam Nieuwe Kerk. Y luego formaron parte de los festejos de la recordada boda real.

Vivían en Dinamarca, tenían calidad de vida, pero regresaron a Argentina

Hasta la publicación de esta nota, ni la Casa Real de los Países Bajos ni ningún miembro oficial del gobierno de Países Bajos se pronunció sobre la noticia. Consultada por LA NACION, la embajada holandesa en Buenos Aires se negó a brindar declaraciones.

Otras pérdidas

Esta no es la primera pérdida familiar que sufre la reina Máxima. Casi cuatro años atrás, vino a Buenos Aires a despedir a su padre, Jorge Zorreguieta, que falleció el 8 de agosto de 2017 a los 89 años.

En junio de 2018, también recibió la dolorosa noticia de la muerte de su hermana Inés, de tan solo 33 años. En ambas ocasiones, volvió al país para despedir a sus familiares, algo que la pandemia le impedirá hacer en esta oportunidad por su tío.