Un grupo armado asesina a dos periodistas españoles en Burkina Faso

Carmen Rengel
·.
·2  min de lectura
Los periodistas David Beriáin y Roberto Fraile en una imagen de archivo (Photo: RSF)
Los periodistas David Beriáin y Roberto Fraile en una imagen de archivo (Photo: RSF)

Los periodistas españoles David Beriain (redactor) y Roberto Fraile (camarógrafo), que se encontraban en Burkina Faso grabando un documental, han sido asesinados, después de que el convoy en el que viajaban por el este del país sufriera este lunes el ataque de un grupo armado.

El Ministerio de Asuntos Exteriores confirmó inicialmente que estaban “en paradero desconocido”, junto a otras dos personas, un irlandés (también informador) y un burkinés, igualmente desaparecidos. Sin embargo, la ministra Arancha González Laya ha dicho tras el Consejo de Ministros que las identificaciones de los cuerpos de los muertos en el ataque -cuyo número se desconoce- ha permitido saber que los informadores están entre los fallecidos, a la espera de una última confirmación por parte de uno de los familiares. Las agencias AFP y Reuters ya habían adelantado este terrible desenlace, citando fuentes locales.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

La ministra ha confirmado que se les perdió el contacto hacia las 3 y media de la tarde de ayer, en la frontera con Benín, zona “peligrosa” por la presencia de grupos armados y yihadistas. La información del suceso es “confusa”, insiste Laya.

La agresión se produjo contra una patrulla contra la caza furtiva, acompañada de instructores y periodistas occidentales, informaron fuentes locales y de seguridad. Fue “fue blanco de un ataque en el área de Fada N’Gourma-Pama”, informó un alto cargo local a AFP, quien precisó que “el saldo provisional es de tres personas heridas y cuatro dadas por desaparecidas”.

El ataque fue confirmado por fuentes de seguridad, una de las cuales asegura que los occidentales desaparecidos “son dos españoles y un irlandés, todos ellos periodistas-instructores que trabajan para una oenegé de prote...

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.